Translate

miércoles, 14 de octubre de 2015

COMENZAR DE CERO DESPUÉS DE UN FRACASO

           AQUÍ  UNOS BUENOS CONSEJOS.
        Hola querida amiga(o). En algunas ocasiones el pensante entiende que tiene que comenzar de cero, no solo es una necesidad, se sabe por experiencia que volver a construir sin quitar los escombros y darse una buena ducha desintoxicante para sanar la personalidad, los resultados del nuevo ciclo de acción van a ser tan malos o peor que los ya obtenidos.
        Comenzar de cero ha dejado otra experiencia en muchos pensantes que lo han intentado, y es; “que una cosa es entenderlo o decirlo y otra muy distinta, poder crear la condición de CERO”. El fracaso en hacer una reducción a cero para poder comenzar de cero, es uno de los grandes males que convierten al pensante en un pensador sin voluntad, sin poder para elevar su auto-estima.
        En unos pocos años de vida el pensante parece una locomotora arrastrando vagones cargados con desperdicios de dolor y bajos sentimientos que debió haber desechado o reducido a cero. Lo que no se entiende, es la razón por la cual un pensante consciente de lo que debe hacer para iniciar “una nueva vida”, de pareja o en otra acción que emprenda, no reflexiona acerca de las condiciones que debe de tener como pensante para lograr ese estado de liberación.
       Con un solo fracaso para lograr tener un verdadero comienzo, o en llevar a cabo una acción que parece la misma, es suficiente para examinar o investigar a que se debe la incapacidad de crear un estado de ser en la personalidad, tal cual como se sabe que se debe de tener. He aquí unos consejos:
A)     Dejar de echar culpas, bien sea a personas o circunstancias. Si la tentación de ver responsables en otro lugar no se detiene, usted necesita ayuda para buscar en su pasado todos los vagones cargados con el “mismo tipo de desperdicio” y dejarlos en el camino.
B)     Aceptada la responsabilidad absoluta de que se  es como se es, como resultado de pensamientos de autoría propia, entonces lo siguiente es entender que quiere decir “comenzar de Cero” y cuáles son los requisitos para que un pensante comience  un ciclo en una nueva unidad de tiempo y mejorar esos aspectos de la personalidad causantes del fracaso y de la incapacidad para soportar el fracaso.
C)     Cambie “la manera de pensar”. Algunos no saben qué hacer para repotenciar sus actitudes y restablecer valores que hagan de su persona un ser con más voluntad y confianza en sí mismo, pero si esa persona ha estado leyendo mis entradas, ya sabe que hay un camino por el cual sin ninguna ayuda de otro, puede resolver el punto A y B. En todo caso busque donde crea conveniente, pero haga algo.
D)     Atienda el acto de pensar. Toda la producción de pensamientos  con las cuales ha edificado la personalidad que tiene y que quiere mejorar, y todos los pensamientos que necesita para repotenciarse, se produjeron y se producen mediante el ACTO DE PENSAR. Su vida comenzó cuando comenzó a pensar, así que vuelva a lo que hizo cuando comenzó a crear pensamientos para darse la vida que está sintiendo. Vuelva a la actividad pensativa.
E)      Haga ejercicios para recuperar el control de acto de pensar. HACIENDO NADA es un ejercicio fácil y da excelentes resultados para recuperar el control de acto de pensar y convertirse en un PENSADOR eficiente consigo mismo.  

        LA NADA

         Comenzar de cero, es comenzar de LA NADA, es la misma Nada que les he estado describiendo y la razón por la cual llamé el ejercicio, “Haciendo Nada”. La condición de Nada es un estado de neutralidad que logra el pensante al pensar o considerar la idea de NADA. El concepto de cero es un sinónimo de la Nada, todos lo conocen y saben que es solo una idea con el significado de no valor, o lo que queda cuando desapareces cualquier valor; nada de valor. La realidad del cero es subjetiva, sin embargo sin la consideración de este concepto o idea, no se puede considerar ningún valor o cosa con valor. 
        Toda la operación que se realiza mediante el acto de pensar para producir pensamientos (todos tiene un significado y un valor o importancia relativa) solo es posible mediante la consideración previa de la IDEA DE NADA. Si quieres probar que has estado usando esta idea toda la vida, solo recuerda estos repetidos principios elementales; para ser, hacer o tener, primero tienes que considerar que no eres, no haces o no tienes. En un sueño, una meta o un objetivo va implícita la idea previa de no ser, de no hacer y de no tener.
        La idea de Nada para observarla hay que pensarla al igual que el cero, de otra manera no la podrás percibir, ¿Quieres hacerlo?,  prueba recordar la primera vez que te interesó algo o alguien, seguro que puedes hacer esto con todos los detalles de lo que pensaste y sentiste, pero no vas a ver la idea de Nada previa que tuviste que considerar para desear o producir los pensamientos de interés. No la puedes ver o recordar porque la Nada carece de persistencia, y sin persistencia no hay tiempo, ni queda registro de ella en la mente, pero puedes tener la certeza de que ese alguien o ese algo no tenían ninguna importancia o valor para ti antes del principio.
       Para comenzar de cero después de un fracaso, solo tiene que ser capaz de considerar la idea de Nada para reducir la importancia que aún de manera involuntaria le está asignando a los desechos de esa vieja relación, o a ese ciclo que objetivamente ya concluyó y que en su mundo interior también tiene que concluir o ser cerrado
       Como puede observar, es una simple ecuación donde todos los valores se reducen a cero, a Nada de valor. Usted le dio esa importancia y es usted quien se la quita, en caso de que no pueda hacerlo le recomiendo que Haga Nada. Por un lado gana control de acto de pensar y por otro piensa de manera consciente la idea de Nada y la hace un factor real en el proceso de formular pensamientos y su utilidad a la hora de que se quieran deshacer los decretos que ya no sean útiles.

     Te deseo buen provecho y un feliz día.  Nos vemos pensante.