Translate

domingo, 31 de mayo de 2015

TRES CONSEJOS POLÍTICOS.

EL POLÍTICO CORRUPTO
A) El político corrupto es tan peligroso en el gobierno como en un partido de oposición, a ambos desprestigia, los conduce al fracaso y luego el cobarde huye, pero puede camuflarse y recibir apoyo en otro grupo político si le dan la oportunidad.
B) Para tener en cuenta. “En la unión entre partidos no solo se aumentan las fuerzas y las probabilidades, también se suman muchos enfermos del sida de la corrupción, manteniendo enferma la unidad”.  ¡DESHAGANSE  DE ESOS MALDITOS!
C) Como político, no aceptes apoyo o respaldo de un político corrupto, estás vendiendo tu alma al diablo. Aquel que a sabiendas lo hace, solo está publicando para quien trabaja.

Autor.  Emilio Fernández

TESTARUDO ENAMORADO

 TESTARUDO ENAMORADO

                           I
Las palabras brotan por mis poros
El mensaje se lee en mi mirada
Mi actitud no dice nada
Mi cuerpo es un vibrar sonoro.
Para que pelear por lo que añoro
Sentimientos de puertos vacíos
Desembarcos de marines bravíos
Recibiendo ofrendas de rodilla
Prefiero despertar la pesadilla
De arar en terrenos baldíos.
                        II
Te pensé engrande  amor mío
Reviento si te siento que eres
Presencia entre todos mis enseres
Instrumentos de amor y desafío.
Allá van por el turbulento río
Mis prosas poemas y el anillo
Hecho pedazos el castillo
Deshago de toda tu belleza
Para dar cabida a  la tristeza
Dejo marchar todo tu brillo.
                    III
Con el silencio de digo
Esto que llevo por dentro
Ya perdí, veré si encuentro
A mi peor enemigo.
No me sirve de testigo
Corazón parcializado
Testarudo enamorado
Viviendo la tempestad
Abandona está crueldad
O mueres crucificado.

Autor: Emilio Fernández

OASIS DE AMOR

                        I
 Atravesé  el desierto de tu hirviente piel
El salitre de tus poros me dejó impregnado
Aluciné llegar a un oasis de cañones recortados
Extenuado y satisfecho, me alimentó el vergel.
                                     II
En las protuberantes lomas, manantial de miel
Retozo con los temblores de mi corazón pasmado
Galopar silente de un amor prendado
Decidido a vivir entre tus dunas y serte fiel
                                   III
Reanimar con el maná odorífero de tu encanto
Las entumecidas cabalgaduras globulares
Y dejar que el gélido cielo nos envuelva en su manto.
                                   IV
Nacerán nuestros frutos entre arenas y palmares
En un oasis de ensueño, reverbera nuestro canto
Amores convictos y confeso, no hay nada que los separe.

Autor. Emilio Fernández

EL DOMINGO HABLO DE AMOR


   AMIGO Y CONFIDENTE

                 (RELATO EN PROSA POÉTICA)
Mi esposa lee de su diario la memorable historia de su gran amigo y confidente.
— Nos conocimos de adolescentes, época  de enredo entre el cuerpo,
el corazón y la mente. Despertó con fuego la sensibilidad al llamado del amor,
busqué en los rostros de mis amigos la profundidad de las miradas,
la armonía de los cuerpos y el estereotipo de atractivo que inundara mis venas,
alterara mis nervios e intranquilizara mi alma. Me deje llevar por la
fuerza invisible de la atracción más arrebatadora que se despertara en mí,
elegí a quien provocaba el trastorno con las más locas y deseables
sensaciones en las fibras de mi cuerpo, y rompiendo con la moderación
de mi cordura elegí y dije;  “es a este hombre que amo”. Rompí
las ataduras morales, deseché todo aquello que pareciera no darme
la soltura necesaria, me deje llevar por las corrientes y entregué
el cuerpo y el alma. Pero pronto, cayeron gotas de dolor que
empaparon mi corazón de sufrimiento. Desde el principio,
mi amigo y confidente vivió toda esa historia de amor. Recuerdo
cuando le confesé que estaba enamorada, su rostro se puso lívido
y le vi sujetarse el pecho, entendí que entendía mi alegría y la vivía
con tan grata intensidad, que lo ame como el mejor amigo del mundo.
No demoré en traerle mis dudas, mis confusiones, mis dolores y mis frustraciones.
Para todas tenía una orientación para que no perdiera a ese amor
de mi vida. Cientos de veces me despedí con las esperanzas renovadas
y le cubría las mejillas a besos por su encomiable comprensión y amistad.
Un día llegue a él con ganas de morir, no creí poder aguantar la vida
un minuto más. Me abrazó con fuerza hasta que pude prestarle
atención a lo que me iba a decir; primero secó mis lágrimas, se
reencontró con mi mirada y supe, que ese que estaba ahí, si me quería…
como amigo… como amigo y confidente.  Me dijo: — “Antes de que
cometas un disparate, y pongas en peligro tu vida, voy a demostrarte
que el error está en ti. Has abierto la válvula del amor y no te has
dado tiempo para atemperarlo, de modo que puedas diferenciar
“el amor que das del amor que recibes”. Has estado segura de tu amor
y de ese amor que ahora te ahoga en llanto. Vives con la incertidumbre
 de si todo este tiempo fue sincero y te amó de verdad. Voy abrazarte
 como si fuera alguien que siente por ti, un amor como el que tu
sientes por él. Tu solo siente y compara con tu comportamiento al dar amor.
— Me abrazó, vi  y sentí que era igual de apasionado como el abrazo que yo daba.
Luego me dejé besar, le cedí mis labios y mi lengua, y mis papilas se llenaron de un
abanico de sabores que electrificó mi cuerpo y deje de ser pasiva para prolongar ese
sabor. Estaba segura era igual al que yo le quería hacer sentir a ese amado.
Rodeé su cuello y corrí tras ese vivo sentir para comprobar de qué se trataba.
Fue tanto mi entusiasmo que mi amigo del alma se iba detener, solté mí
lengua y despegue mis labios lo suficiente para decirle, — no te detengas,
ya estoy encontrando la diferencia. — Volví con rapidez a la prueba
y por primera vez el tiempo se hizo nada, ahora quería que un segundo
durara una eternidad, para sentir a otra persona demostrando un
verdadero amor por mí. Recostada en su regazo, oyendo los latidos
de su satisfecho corazón  comprendí. Comprendí que mi amigo del alma me ha
estado amando en silencio, con un amor tan honesto, que me alentó
 para que siguiera la luz del faro  donde yo veía la felicidad. No me
costó mucho ver la gran diferencia “entre Un amor que viene a quedarse
 y un amor pasajero”.  Gracias esposo por la amistad, por la paciencia
 y por el amor.

Autor: Emilio Fernández

viernes, 29 de mayo de 2015

¿QUE PASA CON LOS MOMENTOS FELICES DEL PASADO?

     ¿POR HACES ALGO “MAL” Y TODO LO BUENO QUE HAS HECHO SE OLVIDA?

      Hola amiga(o). No olvides el ACTO DE PENSAR, con el construyes y destruyes tu mundo, y el que nos rodea; con él puedes hacer del pasado un recuerdo inofensivo, una sana experiencia de aprendizaje y la satisfacción de haber vivido momentos únicos e irrepetibles.
      A pesar que la experiencia vivida se puede descomponer en ciclos, factores, temas, roles, etc. Ejemplos; un ciclo de amistad con alguien específico; un accidente o una enfermedad; ser mamá o papá, profesor, hijo, hermano, etc. Todos estos aspectos como hechos vividos se conjugan en un solo cuerpo de información para definir la personalidad presente. Tocas uno de ellos y se desencadena una reacción que abarca todo el SER PENSANTE.
     ¿Porque solo se recuerda lo malo? Te explico con ejemplo; El pensante se enamora y es correspondido, vive meses de maravilloso noviazgo, luego se unen, hacen pareja y llevan una vida agradable, sin contratiempos con sus sentimientos, luego de cuatro o quince años de vivir junto comienza una tormenta que dura varios meses, hasta que ya no se puede soportar más y se separan. Ella o él solo van a recordar “lo malo”, los cinco meses de pesadilla en la relación no se “ACEPTA, SE RECHAZA, NO SE QUIERE” Si esto es lo que hace irresponsablemente el pensante, cada vez que recuerde un momento feliz con esa persona termina con furia, enojada o llorando, no puede pensar en lo bueno porque termina en lo malo. Inclusive, puede considerar que todo lo vivido fue una falsa y se niega a ver momentos felices.
     Otro ejemplo; con un ser querido como “MAMÁ”, se vive una linda relación, a esa madre se le recuerda con orgullo, con satisfacción, hay toda una vida de cosas buenas que se recuerdan y muchas cosas que la traen al recuerdo después de su muerte. Resulta que este pensante no confrontó la muerte de su mamá, no tuvo la capacidad para aceptar, perdió el control del acto de pensar por el sufrimiento y esta es fecha que no puede reponerse. Esta persona quiere recordar los momentos BONITOS y detalles especiales de su añorada madre, pero cada vez que lo hace termina llorando o con un profundo sentimiento de tristeza. Toda una vida de felicidad en este ciclo con mamá está turbio, sin transparencia no se puede disfrutar con el recuerdo y “lo malo (la muerte)” está presente todo el tiempo causando dolor. (Algunos pensantes para no sufrir “OLVIDAN TODO”. 50 años de bella convivencia enterrados en la mente por un día doloroso).
     Puedes encontrar muchos momentos felices en el pasado que terminaron en tragedias; la fiesta terminó en pelea, el viaje de vacaciones ocurrió un accidente, mil veces disfrutando la playa y un día casi se ahoga, en el trabajo todo bien hasta que ocurrió algo, buen amigo, pero cometió un error. etc, etc, etc.
     Debido a esta equivocada manera de confrontar la vida, mucha gente deduce como una verdad, el hecho de que si estás muy feliz va a terminar llorando y esto les genera cierta aprensión a disfrutar la alegría a plenitud por temor a que pronto le suceda algo malo.
     No hay recuerdo malo o bueno, todo depende de la responsabilidad, del poder del pensante para purificar aquellos recuerdos que le alteraron o le causaron dolor o malestar. Un mal recuerdo es aquel registro en el que se perdió el control del acto de pensar y esta es fecha que todavía está sin control, o lo pierde cada vez que lo recuerda de manera consciente o inconsciente.
     En general, el pensante no tiene dificultad en “CONFRONTAR, ACEPTAR, HACERSE RESPONSABLE” de los momentos o hechos que no son amenazas a la supervivencia, a la paz, a la tranquilidad, al placer o a su agrado. Esta parte “BUENA” del pasado no está bajo protesta, reclamo, dudas o incomprensión, hasta la mente aprueba el registro y lo archiva sin ningún reparo, pero se puede echar a perder todo el recuerdo si sucede algo mal o doloroso que no se confronte.
     En cambio, tanto el pensante como la mente cuando ocurre algo que lo altera, lo amenaza, le causa dolor o malestar, ese asunto “NO SE ACEPTA, NO SE ASUME RESPONSABILIDAD, hay  objeción” y se mantiene en tiempo presente para ser resuelto, por deseo o capricho del pensante o por que la mente en sus cómputos lo ve como una amenaza. Pero resulta que ese hecho es parte de una cadena de eventos o de una larga relación donde no toda la experiencia fue de problemas.
    El pensante que reconoce que tiene “momentos malos en algunos aspectos de su vida pasada” ya sabe que no puede correr a quitarle lo turbio para poder disfrutar la parte buena de ese ciclo. Si lo sigue considerando “malo” se tiene la misma incapacidad de confrontación que se tuvo cuando sucedieron los hechos, así que no se recomienda subirse al cuadrilatero con el mismo oponente sin prepararse mejor o ganar otras habilidades.
    Un espíritu es víctima de sus propios errores al considerar soluciones, el mismo se hace la trampa, se encierra y esconde las llaves, y usualmente cuando decide salir de su encierro, busca las llaves o las respuestas fuera de su mundo, así se hunde en los misterio que se le crean alrededor y se queda prendido perdiendo tiempo valioso, con la falsa certeza de que allá fuera de él, en ese campo misterioso hay una gran verdad, un gran poder oculto que le dará todas las respuestas para salir de su enredo cuando lo encuentre.
     En conclusión, observa esos ejemplos que te di, o encuentra uno en tu vida y constata lo que ocurre en ti cuando alguien que quieres mucho “te hace algo malo” Mira tu actitud, comprueba si este hecho no te hace ensuciar todo el resto de la relación (olvidas toda la parte buena y solo mantienes presente lo malo). Si lo compruebas entenderás de qué se trata EL PERDÓN, EL ACEPTAR, EL HACERSE RESPONSABLE, ETC.
    Yo no recomiendo a ningún pensante que haga algo que no puede hacer, así que si vas a usar “el perdón, la aceptación o hacerte responsable” primero comprueba que puedes, que tienes el poder de estar por encima de los hechos, que has crecido y tienes la altura para resolver. Si no, ejercítate, entrénate, gana poder y luego enfrenta tus sombras enemigas. Aquí si te recomiendo como ganar poder; HACIENDO NADA.

            Un gran saludo y buen provecho.   Nos vemos pensante.

miércoles, 27 de mayo de 2015

EL PASADO NO RESUELTO ESTÁ EN EL PRESENTE

      ¿QUE PASA CON LA MEMORIA?

        Hola amiga(o).  Si puedes acordarte de cualquier cosa, no tienes dificultad para recorrer la línea de tiempo en dirección al pasado. Cada vez que se recuerda algo, se hace de los registros en la mente de un tiempo pasado. ¿De Perogrullo verdad?
       Es decir, todos con frecuencia y naturalidad observamos el pasado, pero esto no es suficiente para recordar todo lo que se debiera recordar, la memoria no está completa.
      Conoces esa actitud común de querer olvidar las cosas malas y solo recordar las buenas. Este deseo no es solo un deseo, el pensante hace cosas con intención de no saber más de estos hechos, lo que no sabe es que la mente necesita mantener ese recuerdo presente para evitar a toda costa que se repita algo igual o similar.
      Este comportamiento no es nuevo o de este siglo, lo ha sido desde que el pensante consideró lo malo y lo bueno o lo que le gusta o no le gusta. Todo aquello que no gusta, porque es doloroso o por la razón que sea, intencionalmente se trata de olvidar y de hecho “se olvida”. Pero observa esto, en verdad no se hizo el proceso de olvidar natural, el asunto se suprimió, se enterró, se ocluyó, se dejó guardado en un sitio y el pensante se negó a estar cerca del lugar donde lo tiene guardado. Es decir; EL PENSANTE DECRETA NO SABER. Así que LA MENTE sigue usando ese registro o datos en el presente para dar las instrucciones del COMPORTAMIENTO a seguir y el pensante ni se entera.
        La decisión de NO SABER hecha de esta manera irresponsable, es un ESPÍRITU HUNDIÉNDOSE EN LA INCONSCIENCIA, y obligado a seguir las instrucciones de LA MENTE. Luego se pregunta ¿Por qué soy así?, ¿Por qué no puedo recordar vidas pasadas? o cualquier otra pregunta acerca de su existencia espiritual.
        Estos registros de hechos, cargados de dolor, de sufrimiento, de gran angustia, el pensante no quiso saber de ellos, pero no puede desprenderse de su propia historia, y ha acumulado una enorme cantidad de sucesos los cuales ahora no puede VER, NO PUEDE “RECORDAR”  y muchos de ellos están definiendo su personalidad y estado espiritual presente.
         Con estos hechos impactantes ocurre a veces que durante un tiempo, el pensante no los “puede olvidar” El descontrol del acto de pensar le impide salir del remolino reactivo que le produce la mente; poco a poco el pensante se las arregla para esconderse o esconder el mal recuerdo, y luego viene con el cuento de: “el tiempo me curó”. Ustedes han oído del niño que cierra los ojos y dice a sus padres. “A que no me ven” y mamá sigue el juego diciendo. “Hay verdad, ¿Dónde estará el niño?”
         Muchos pensantes dicen; “no puedo recordar vidas pasadas, por lo tanto no existen”. Y tienen razón, esa es su realidad. Otros pensantes creen, tratan de recordar pero no pueden y no les queda más remedio que resignarse a saber que pueden mejorar su estado espiritual presente si pudieran recordar.
         Yo les diría a quienes pertenecen a una creencia que les instruye a no creer que un espíritu ha existido mucho antes que ese cuerpo que ahora tiene, que por lo menos debieran poder recordar desde el nacimiento, periodo prenatal, o recordar desde el momento que fueron creados como espíritu.
         Vamos enumerar algunas de las dificultades que el pensante se creó cuando al perder el CONTROL DEL ACTO DE PENSAR  durante el registro de hechos traumáticos, produjo ideas que definieron su destino y ahora tiene problemas con recordar y olvidar. Pero antes vamos a ver que es Recordar y Olvidar como un proceso normal.
          Llamo normal, el recordar y el olvidar porque se trata de una acción de comunicación entre el pensante y su mente o archivos de memoria. Un ciclo de comunicación como el que se hace con los archivos que tienes guardado en tu ordenador, en el escritorio o en tus álbumes de fotografía. Esas imágenes o escritos no tienes dificultad en recordarlos, pero no lo andas recordando todo el tiempo, este no recordar voluntario es lo que es OLVIDAR NORMAL.
          Como puedes comprobar, el hecho que tengas “olvidado” todos tus recuerdos en este momento no significa que estás desmemoriado. Cuando quieras puedes recordar tu nombre, canciones, como leer, sumar, restar, etc, etc. Este OLVIDO es natural, y el proceso de RECORDAR esos recuerdos es natural, de eso se trata la COMUNICACIÓN. ¿Quieres saber o recordar algo?  Comunícate otra vez con eso, que tanto te comunicas, que tanto lo RECUERDAS. Una vez que hayas utilizado ese recuerdo, LO OLVIDAS.

        Consecuencias de negarse a recordar “lo malo”
         Ya sabemos que hay personas que andan recordando cosas que quieren olvidar, y olvidando cosas que quieren recordar. En primer lugar ya se demuestra un gran DESCONTROL DEL ACTO DE PENSAR; estos hechos, problemas o situaciones que las personas no se pueden sacar de la mente, (en otras palabras no las pueden olvidar) es la mente que está activa reaccionando ante el peligro o lo que para ella es una emergencia latente, y EL PENSANTE U OPERADOR está impotente, paralizado del miedo e inconsciente, y la mente sin ninguna supervisión sabe lo que tiene que hacer, y lo hace.
          De esta manera la mente mantiene mucha información activa en tiempo presente que pueden estar afectando negativamente la salud física y el estado del pensante.
          Sabes que la secuencia de eventos en la vida de una persona es lineal, el reloj y el calendario se inventaron para poner orden y hacer cálculos con precisión. La lógica en una investigación necesita entre otras cosas marcar el tiempo exacto del suceso en toda esa línea de tiempo del pasado. Ocurre que si un pensante ocluye, o se niega a saber de un periodo de tiempo de esa secuencia, puede cerrar toda su memoria desde ese punto hacia atrás en el tiempo o crear “lagunas  mentales”.
          Casi todas las muertes son productos de enfermedades, accidentes, violencia, dolorosas vejes, y no hay ninguna vida donde el pensante no pase por hechos impactantes, sorpresivos e inesperados.  Conque gusto con que tranquilidad quiere un pensante revivir lo que tanto sufrió. Más si ha estado huyendo del dolor, maldiciendo lo malo de la vida y añorando vivir en un mundo de “pura felicidad”, donde solo le pasen cosas buenas. ¿Cómo hace ahora para recordar con facilidad vidas pasadas?
        Como no existe una vida en este plano corporal donde a un pensante solo LE PASEN cosas buenas. Sumando el hecho que está inconsciente de su PODER, rendido a una mente fuera de control, se presenta la gran dificultad, QUE PARA DESPERTAR DE ESA INCONSCIENCIA, NECESITA  SABER LO QUE SE NEGÓ A SABER, ya que en esos recuerdos hay pensamientos que lo hacer ser como es, enterrados.
          El mismo “círculo vicioso” que les describí en post pasados. El espíritu es lo que piensa; ejemplo: piensa ideas de miedo, está en miedo, ahora estando en miedo quiere pensar ideas de valor, imagina palabras  con significado de valor y sigue EN MIEDO. ¿Cómo siendo un miedoso va a pensar ideas que lo hagan valeroso? ¿Cómo rompe esa trampa que se ha hecho el mismo pensante?  Ocurre algo similar con la memoria; el pensante decreta no saber de algo, como es lógico, el efecto es que eso para él no existe.  Ya no se trata de que no puede recordar o que se le olvidó sin querer.
            El circulo vicioso se rompe con la recuperación del CONTROL DEL ACTO DE PENSAR, haciendo algo que puedes hacer hasta lograr hacerlo mejor a como lo haces. En esto me refiero que es como un entrenamiento que comienza con lo que “puedes hacer” y no comienzas “con lo que no puedes” ¿Para qué revivir un hecho que solo te va a dejar peor a cómo estabas, o intentar hacer algo que no puedes para sumar otro fracaso?
           Como comprenderás querida amiga(o), te estoy haciendo pequeñas capsulas  de información para que te sirvan para ubicarte en otro punto de vista, en otra posición a la que habitualmente vienes usando para examinar estos temas. No me creas, observa y reflexiona, si ves algo, esa es tu idea no la mía.

           Saludos y buen provecho.   Nos vemos pensante. 

lunes, 25 de mayo de 2015

COMO AFECTA LA CARGA NEGATIVA DEL PASADO

      ¿CREES EN VIDAS PASADAS?  

   Hola amistad.  No dejes de practicar Haciendo Nada, nunca está demás afinar el control de la actividad pensativa, la vida en el planeta va rumbo a más inestabilidad y muy pocos conocen su punto de quiebre o su nivel de confrontación a las dificultades e imprevistos. “La vida te da sorpresas”
   Mientras te ejercitas en el control del acto de pensar vamos a dialogar acerca del remanente negativo acumulado durante la experiencia de la vida vivida hasta este momento. Entiendo que muchas personas no admiten que un espíritu haya tenido una vida anterior a esta, sin embargo con la carga de esta vida a veces es suficiente para trastornar a un pensante, o ser un peso que le resta o lo indispone para dar lo mejor de sí mismo.
    Aquellos que creen factible haber tenido vidas anteriores o han tenido la experiencia de evocar  ciclos de vidas del pasado, igual pueden usar la información para saber cómo desenvolverse con estos registros que forman parte de su existencia espiritual.
    Así como se trata una experiencia dolorosa ocurrida hace pocos meses y la persona reconoce que su vida cambió a mal; dejó de ser alegre, tranquila, positiva, etc. igual se trata una experiencia dolorosa que haya ocurrido a los pocos días de haber nacido o mucho más atrás en el tiempo.
    La carga remanente acumulada en el tiempo, es sinónimo de inconsciencia en el pensante y para el despertar espiritual se requiere deshacer muchos de esos momentos traumáticos, donde estando en descontrol del acto de pensar se decretaron pensamientos con contenidos que en el día de hoy forman parte de los patrones de comportamiento o forma de ser, impidiendo al pensante evolucionar o progresar en su desarrollo.
    He recomendado y recomiendo que toda la realidad subjetiva, todo lo que un espíritu quiere saber de un espíritu, se tiene a él mismo para conseguir las respuestas. Las realidades espirituales de otros no tienen que ser verdad para otros, sin embargo se recomienda sabiamente que no se deba ser herméticamente cerrado a otros puntos de vistas, y menos si la creencia o realidad no es producto de la propia observación de los hechos.
    Para mi es una experiencia real toda mi línea temporal, las respuestas que halle en hechos de mis vidas pasadas me permitieron hacer grandes cambios positivos y aún sigo trabajando en ellos. Tú no ganas nada con que te relate una de mis experiencias, excepto la curiosidad que a todos nos mueve, sin embargo hablo con propiedad de cómo hacer para estar en mejores condiciones a la hora de encarar nuevamente cualquier hecho de esta vida, o de otra que esté siendo un impedimento para el pensante.
    Se supone que vas a fortalecer tu control del acto de pensar antes de entrar en las profundidades de la mente. Hay personas que desde que murió el familiar su vida se trastornó por completo y reconoce que necesita ayuda psicológica para recuperarse, con ninguna comprensión del acto de pensar y del comportamiento de la mente con los registros de ese evento, el largo tiempo que le lleva recuperarse lo mantiene en el riesgo de que se presente otro evento crítico y no solo pierda el poco progreso, caiga en un punto donde pierde toda esperanza de recuperarse.
     Los golpes de la vida se suman a los registros de golpes anteriores, se asimila una parte y lo que quede tiene que desaparecer. De nuestras casas sacamos basura, pero estos desechos no entraron como basura, de no botar periódicamente estos residuos la acumulación hace la vida en la casa insoportable.
    La herramienta adquirida ejercitando, Haciendo Nada, en compañía de la comprensión y aplicación de la idea DE NADA en la valoración de cualquier ALGO que exista en nosotros, es vital para mantener aliviado el ambiente en el mundo interior, y muy importante para aquellos pensantes que trabajan o tiene pensado profundizar en su pasado para resolver, o recobrar consciencia de sí mismo.
    Existen distintas técnicas muy buenas y expertos que ofrecen sus servicios  para ayudar al pensante a recorrer su línea de tiempo de vida. Yo me limito a ofrecerte datos que puedes comprobar en ti sin ningún tipo de ayuda, para que luego a la hora que necesites la cooperación de otro pensante sepas lo que estás buscando y tengas la actitud confiada que da el entendimiento.
    Haciendo Nada es para aumentar el poder, el dominio del acto de producir pensamientos, lo que redundará en fe, en confianza, en valor en ti mismo para encarar las adversidades que pueda presentar la vida y enfrentar con más comprensión las adversidades del pasado que estén apocando la consciencia.
    Por hoy ha sido un placer, me adelanto con una disculpa si el próximo miércoles no puedo publicar mi siguiente artículo, voy a la capital de la hoy sufrida Venezuela para un proyecto de arte, y aquí si hay que moverse de acuerdo a los imprevistos.

    Un gran saludo y buen provecho.     Nos vemos pensante.

domingo, 24 de mayo de 2015

REVOLUCIONANDO UNA REVOLUCIÓN HECHA

         LOS CHEF SE PASARON DE COCCIÓN
Seguir revolucionando sin ya nada que revolucionar es un acto de inconsciencia.
Este acto es una sobredosis de un remedio que fue necesario en su momento.
Toda solución o preparado que se exceda del punto óptimo,
se destruye lo que está ya bien cocinado o lo que está solucionado
y aparecen  malestares que nada tienen que ver con el problema original.
Esto lo sabe un buen Chef de cocina, y lo sabe cualquier
persona consciente, que al lograr la meta debe reconocer el hecho,
que debe cerrar ese ciclo y emprender otro completamente distinto.
Es una soberbia y una torpeza mantener una legión de revolucionarios
agitados, en pos de una meta que ya está sentada en la constitución.
Con habilitantes y si ella se han aprobado todas las leyes  para
dar vida a los preceptos constitucionales. La ignorancia de las leyes
del pensamiento es lo que hace que se admire aquellos que cometen
el mismo error, les parece que tienen poder sobre las leyes de la vida.
Caso concreto los gobernantes de Cuba, 60 años revolucionando
sin ya nada que revolucionar, revolucionando su propia y buena
Revolución que una vez lograron. Pero mientras tanto, obligando
a un pueblo a mantenerse en una acción revolucionaria sin meta,
sin destino, comiéndose sus propias entrañas.  Este pueblo es el
que es digno de admiración por aguantar estoicamente un
sufrimiento innecesario. Cuba revolucionó y logró sus objetivos
como país, y dejó a su pueblo esperando para disfrutar del éxito
y emprender los caminos de sueños que se esperanzaron con
el triunfo de la revolución, para sus líderes revolucionar en países ajenos.
Esta incomodidad del pueblo, que no ve el momento de “parar” para…
empezar a trabajar por sus sueños, se les hizo reprimir a la fuerza.
Cuando una Rusia en crisis tuvo que desamparar al gobierno Cubano
casi se muere de hambre, hasta que llegó el benefactor Chávez.
Se murió Chávez, y Venezuela no puede con su alma, no puede
disimular su extraña solidaridad. Ahora los sobrevivientes líderes
cubanos “reconocen” que el extremismo y la soberbia mata.
Quieren reconciliación con el antes irreconciliable enemigo.
¿Por qué no se le cuelga del cuello a China? Cuba es un
paraíso turístico y los chinos están al otro lado del mundo,
hay mucha y buena competencia turística de por medio
(Y muchas otras razones más, fácil de imaginar)
En cambio el imperio enemigo tiene 318, 9  millones de habitantes
a unas pocas millas de sus maravillosas playas,
locos por variar sus vacaciones, y los inversionistas para
aprovechar la vendimia de billetes verdes que traerá
la forzada y conveniente “reconciliación”.  Los líderes
revolucionarios de Venezuela, están a tiempo de dar
 por cerrado el ciclo exitoso de la revolución, hacer
una gran fiesta nacional por el éxito logrado y después de la resaca
por la celebración,  centrar toda la atención en las metas para subsanar las
deficiencias, y empezar un ciclo con amplia claridad para el progreso.
Los nuevos síntomas  o males que aparecen cuando se pasa del punto de cocción
de la meta o del resultado que se espera obtener, se confunden con
viejas dolencias que hay que erradicar y justifica o hace ver que la
Revolución necesita seguir revolucionando. Espero que sea ignorancia
de los líderes de la revolución que se hizo en Venezuela que esto sucede
y no estén ellos conscientes que lograron ese objetivo y encubiertamente a
espalda de la consciencia del pueblo que los respalda, se tracen metas personales
usando la Revolución como “caballo de Troya” para arrastrar a un  pueblo
por sus senderos de gloria personal. Los errores para repararlos primero hay que
admitirlos, ya Chavez en los últimos años tuvo el valor de reconocer algunos de los
errores  del proceso que encabezaba, solo le faltó cerrar con broche de oro su sueño
 revolucionario y el sueño de una gran mayoría del pueblo que quería una renovada
Constitución que los favoreciera.

Autor: Emilio R. Fernández

ENREDADO CON EL PENSAR

Tú pensarás que yo pienso
que tú piensas mal de mí
si sigues pensando eso
 pensaré que si es así.
 No sigas pensando mal
 que mal no pienso de ti
 como pienses tú de mí
 así pensaran los demás.
 Sin querer tus pensamientos
 los piensas siempre con duda
 pensaré que es tu pensar
 pensarlo no es culpa tuya.
 Yo pienso y tú pensando
 junto vamos a pensar
 yo te diré lo que piense
 y tú a mí que pensarás.
 El resultar de lo pensado
 entre nuestros dos pensamientos
 será un par de enamorados
 Amor con conocimiento.

Autor: Emilio Fernández

ME SOBRA AMOR

ME SOBRA AMOR

                I
Mi amor, me sobra amor
Y tú, ya estás satisfecha
Déjame abrir una brecha
Para regar otra flor.
               II  
Soy un amor bondadoso
Un caballero ejemplar
Me tienes que felicitar
Quiero llenarte de gozo.
               III
Hay muchas flores marchitas
Que no les cae el rocío
Esto no es un desvarío
Voy hacer unas visitas
Son mujeres muy bonitas
Da lástima verlas llorar
Me voy a sacrificar
Por estas dulces doncellas
Las llevare a las estrellas
Que gusto les voy a dar
              IV
Por favor yo te lo pido
No vayas a mal interpretar
Y si te vas a vengar
Te lo juro, volveré arrepentido.

Autor: Emilio Fernandez

EL DOMINGO HABLO DE AMOR

ME QUEDO CON LA REINA

Me dejé llevar por los empecinados dictados de mi corazón
para ganarme la oportunidad de enamorarte.
Mi mente reconoció mi autoridad y se prestó a cooperar
no sin antes advertir que al final mi corazón y yo
le daríamos la razón. Unidos, sentimiento e inteligencia
nos sentamos ante un tablero de ajedrez apostando el resto,
un intuitivo corazón proponiendo los puntos y estrategias
de ataque y una mente desarrollando las acciones para
construir un castillo de ensueños donde tú quisieras reinar.
Logré coronar un peón con el juego casi perdido,
me posesione de la reina y le di jaque mate a un déspota rey.
Si vieran mi henchido corazón vanagloriarse merecidamente
cuando estos carnosos labios de mi amada se abren para decime
“Te amo” “Eres el amor de mi vida” “Gracias a Dios por conocerte”
Por primera vez mi mente reconoció que sus frías razones
de vez en cuando necesitan el lúdico juego del amor sin razón,
dejarse llevar por el volar de las sonrisas sin inquirir a que se deben,
levantar las velas del más puro sentimiento para flotar a la deriva
conociendo nuevos mundos donde la madre naturaleza construye
sus ambientes con ladrillos de amor esculpidos con sueños.
Aquí está mi reina acurrucada en mi regazo tamborileando sus dedos
disfrutando de un placer que su corazón antes no apostaba un centavo
está oyendo lo que les estoy contando y me abraza tan apasionada
que tengo que interrumpir mi dialogo con ustedes
para entregarme al llamado de quien es ahora mí reina.

Autor: Emilio Fernández

viernes, 22 de mayo de 2015

CAMBIÓ, PERO TOMÓ UN MAL CAMINO

      CUALQUIERA PUEDE DAR UN PASO EN FALSO

       Hola amiga(o). El mundo de la delincuencia, del vicio, de la inmoralidad o corrupción, etc.  Está lleno de personas que antes no eran así, esos cambios como todos, también se hicieron con decisiones. En muchos casos a los pensantes les gusta argumentar que fueron decisiones forzadas por las circunstancias, obligados o convencidos.
       Cuando se oye a una persona dar estos argumentos que justifican el hecho de ser lo que ahora es, y no está haciendo nada para regenerarse o recobrar su salud, no se les cree, se duda de su honestidad o verdadera intención.
       Sin embargo los hay quienes quieren, y ya no pueden, y esto es fácil de comprobar por los repetidos intentos para salir sin éxito. Estas personas se ganan toda la ayuda que puedan recibir de otros y no deben ser abandonados.
       Los medios que se utilicen para ayudarlos, o para ayudarse uno mismo deben tener presente que ese pensante padece de un gran descontrol del ACTO DE PENSAR; no de un DESCONTROL MENTAL. ¿Porque no es recomendable creer o convencer al paciente que tiene “UN GRAN DESCONTROL MENTAL”?.  Porque hacerles entender lo que es una mente y como funciona para que sepa que es lo que tiene descontrolado, en ese estado que ya se encuentra, es cuesta arriba. Ni los que están “normales” pueden hacer algo con  esta afirmación, y si se cree que el cerebro es toda la mente, menos puede hacer algo a menos que sea un experto en neurología.
       En cambio, ese pensante que está mal sigue estando consciente QUE PIENSA, y todavía puede hacerlo. Es a este acto de pensar a donde se enfocan los objetivos que en gradiente se le vayan dando el paciente o a quien se está ayudando o aconsejando.
       Con un objetivo claro en un aspecto importante de la condición, que el pensante reconoce, y está de acuerdo, puede hacer algo para ayudarse, participa con un estado de ánimo más esperanzador y positivo.
       Todos los caminos que se emprendan deben tener como objetivo aumentar el CONTROL DEL ACTO DE PENSAR. Inclusive si se le receta medicamentos o se le tiene que recluir, debe enfocarse en ese objetivo. Esto tiene como base que PENSAR es algo que sabe que puede hacer, pero falla en el control. Es decir, reconoce un problema de su condición que es completamente real para él y puede HACER ALGO AL RESPECTO.
      Mientras el pensante no reconozca o entienda un problema no tiene la posibilidad de poner algo de su parte, en nada se puede ayudar el mismo, o cooperar en la ayuda que está recibiendo. Discrepo de toda persona que afirma saber cuál es el problema psicológico de otro pensante, y basada en esa premisa procede. Ahora estoy de acuerdo en el papel de reducir las áreas de búsqueda, de guiarlos por el enmarañado mundo que tejen los pensamientos para que él encuentre su verdadero problema, es decir; ENCONTRAR  LA CAUSA. Esta Causa es el problema y cuando él la encuentre y la diga, es cuando otro se puede enterar que contenían esos pensamientos decretados.
      Los malos caminos emprendidos pueden reconocerse luego como errores, y ahí viene el dicho: “errar  es de humanos” lo cual no le justifica a nadie para arroparse con la excusa y no hacer las correcciones o verificar que en verdad ha mejorado o creado nuevos valores.
      Cualquiera puede dar un paso en falso, pero no cualquiera puede reconocer el error, y quien lo reconoce debe contar con la actitud y el valor para dar marcha atrás, hacerse del conocimiento necesario y  reforzar sus valores si estos les están fallando.
       Se oyen expresiones como estas en quienes han dado pasos en falso y aún siguen en el mal camino: “Sé que el cigarrillo es malo para la salud pero”; “No quiero que mi hija(o) lleve esta clase de vida pero”; “ya el daño está hecho”, etc. Y la sociedad a su alrededor le confirma su desesperanza afirmando; “el que nace barrigón ni que lo fajen chiquito” “árbol que nace torcido nunca su ramas endereza” y bla, bla, bla.
      Una persona que considera cierto un dicho popular que niega la posibilidad que alguien se regenere o cambie su vida positivamente, ella misma sin darse cuenta se impide cualquier cambio para bien. Ha hecho un patrón de comportamiento con datos falsos y la mente va a rechazar cualquier proposición que contradiga ese significado. Dios quiera que no tenga la necesidad de dar marcha atrás o romper con un tipo de vida que ahora reconoce que le hace daño.
      Estamos poniendo como ejemplo casos extremos de personas que tomaron un mal camino, pero como hemos visto al parecer nadie está exento de dar un mal paso, bien sea por desconocimiento, inducido por otras personas o las circunstancias, entonces todos debemos saber qué hacer para redimirnos nosotros mismos.
       No incluimos aquellos espíritus pensantes que con toda la consciencia que poseen trazan el rumbo de la vida o metas por el sendero de la criminalidad y la perversión. (Para estos casos hay que examinar otros aspectos espirituales).
       Como has leído, me he referido también a pacientes, casos que necesitan ayuda de otros, no pretendo inmiscuirme en los innumerables procedimientos terapéuticos que se han desarrollado en base a dura investigación, apunto al hecho de hacer RELEVANTE EL ACTO DE PENSAR. Virtud innata del espíritu para materializar mediante pensamientos su existencia en este universo.
        Los daños físicos, resultados por la clase de vida que el pensante optó por llevar durante un tiempo, a veces son irreparables y está obligado a vivir el resto de su vida con esas limitaciones.
        Mi objetivo es proveer datos prácticos para la autoayuda, para el autocontrol en el campo del pensamiento y hacer uso del poder creativo.

        Ha sido un grato placer compartir.          Nos vemos pensante.

miércoles, 20 de mayo de 2015

LOS FRACASOS NO SON SIEMPRE ALECCIONADORES

        ¿SEGURO QUE APRENDISTE LA LECCIÓN?

       Hola amiga(o). Los fracasos no son siempre aleccionadores, o los cambios no son siempre positivos POR LEY, tropezar con la misma piedra ocurre con frecuencia, y hay mucho dolor y sentimientos de minusvalía, enterrado en el corazón de muchas personas, “por culpa de los fracasos”.
      En el mundo de los negocios es OBLIGADO que un empresario analice meticulosamente el último fracaso que tuvo. Debe desenterrar los problemas y reconocer cuales fueron los errores cometido para poder tomar nuevas DECISIONES. Aquellos que no hacen esto no aprenden de sus fracasos, y las decisiones de CAMBIO que hagan, es una suerte de “ruleta rusa”, en cualquier momento le toca la bala y le destroza el cerebro.
      Los cambios no son todo el tiempo forzado por las  circunstancias, para eso son las aspiraciones, los sueños y deseos de crecer. Los pensantes cuya vida se direcciona en mayor medida en función de alcanzar los objetivos de crecimiento, tienen un pasado bastante limpio de problemas sin resolver.
      La observación que hay que resaltar es en el mundo propio de cada pensante, que no se OBLIGAN a tomar el último fracaso y examinarlo exhaustivamente para encontrar sus fallas y repararlas antes de hacer la DECISIÓN DE CAMBIO. Ejemplo. Comienza una nueva relación de pareja y lo más seguro es que las fallas o errores que encontró de su último fracaso fueron todos culpa del otro, y si a esto le agregamos que la nueva pareja también viene de fracasos y no ha resuelto las fallas en su personalidad, es como dije, una suerte de “ruleta rusa”.
     Los pensantes que hacen cambios FORZADOS como una medida desesperada, y luego encontrándose en calma no corrigen las fallas o los patrones de comportamiento que le dan ese carácter a su personalidad, son personas que viven reprimiéndose, obligándose a tener conductas que lo alejen de la tentación, del peligro de volver a caer en lo que antes eran.
      Aferrados a su nueva tabla de salvación, que puede ser una nueva pareja, una nueva creencia, un nuevo trabajo, una nueva dieta, etc. tienden a caer en el fanatismo, en la obsesión, se agarran tan duro por miedo a soltarse o a que lo suelten, que impiden el buen desenvolvimiento de ellos, de la pareja, del trabajo, del grupo religioso, etc. no tienen tiempo para experimentar felicidad en lo que hacen.
      Estos pensantes de cambios forzados que no se obligaron a encontrar sus fallas para cambiar ellos antes de emprender una nueva vida, su nivel de tolerancia son muy bajos, discriminan sin misericordia aquellos que no se acogen a sus “renovados principios o creencias”. Si se ha vuelto vegetariano, no soporta a quienes comen carne; en la nueva corriente religiosa está con Dios, los demás que no pertenezcan están con el diablo; etc.
      A los pensantes reflexivos, que gustan de observarse para corregir posibles fallas o encontrar pistas para mejorar, les recomiendo; revisen lo que hay detrás de todos los CAMBIOS hechos en su vida, si encuentran confusión, problemas, dolor, enfermedad, etc. asegúrense que no son hechos aun cargados de energía negativa, o como dicen muchos, “malos recuerdos”. Estos “malos recuerdos” deben tener problemas no resueltos por fallas en la actitud, el carácter o falta de conocimiento que aún se pueden tener en el presente.
      Es como barrer por detrás de las puertas, o debajo de la alfombra, nunca está de más sumar aspectos positivos a la personalidad o aligerarse del peso.
      Hay otro aspecto de los cambios forzados, suceden hechos en el pensante; como que el esposo un día se vaya de la casa, o llegue al trabajo y le entreguen una carta de despido, u ocurrió  cualquier otro hecho imprevisto que obliga a plantearse una nueva condición de vida muy rápido. En estos casos, la posible confusión causada por los problemas que de repente se presentan, son candidatos para analizar en profundidad, ya que las decisiones pudieron ser tomadas sin dar tiempo a salir del caos o del dolor.
      Haciendo Nada es para fortalecer al pensante en su autocontrol, de modo que sea más resistente y se recupere en el menor tiempo posible del descontrol. Esta vida moderna exige tomar decisiones sin detener la marcha, no hay mucho tiempo que perder. Por eso lo primero que se le pide a Dios, es por la salud, sin salud se está obligado a reducir la marcha o a desatender las metas y sueños… Y eso duele.

      Ha sido un grato placer compartir contigo.   Nos vemos pensante.

lunes, 18 de mayo de 2015

¿QUE HAY DETRÁS DE LOS CAMBIOS?

 YA BASTA DE SER UN MINUSVALIDO MENTAL

     El pensante cuya actividad pensativa solo la usa para responder a las motivaciones externas, circunstancias y estímulos que lo incitan, esté consciente o no, los cambios o giros que da a su vida no los HACE POR INICIATIVA PROPIA.
    Previo a un cambio hay un pensamiento decisivo, si está decisión (pensamiento) es producido estando en descontrol DEL ACTO DE PENSAR, el pensante se sale de SUS METAS o SUEÑOS  para intentar SOBREVIVIR. Todas las direcciones que tome podrán darle alivio en la subsistencia pero lo convertirán en un espíritu INFELIZ.
   El pensante se ve forzado a tomar un rumbo necesario, con la esperanza de volver a retomar el camino de su Meta, pero muchos desconocen su rol de pensante y operador del acto de pensar y no saben qué hacer para reorganizar en la mente los registros de su fracaso y adecuar nuevamente los patrones para actualizar su actitud y volver renovado al camino de su Meta o sueño.
    Observa esto amiga(o). Detrás de todo cambio forzado hay serios problemas, y los problemas son como los huracanes que tienen categorías, comienzan débiles y poco a poco se transforman en monstruos que amenazan con destrozar todo. Aquí es donde el pensante DECIDE largarse a otro sitio, divorciarse, dejar el trabajo, hacer dieta, comprar cosas innecesarias, comer, comer y comer, meterse a evangélico, ir al psicólogo, o hacer el ejercicio que recomiendo; HACIENDO NADA.
   Los cambios pueden ser “muy interesantes, saludables o en apariencia sin importancia” No te confíes, si la decisión fue forzada o “necesaria”, previo a ese cambio HAY PROBLEMAS QUE NO FUERON RESUELTOS,  el cambio fue para “resolver el problema” (el cambio vestirse de rojo, no es una solución). El pensante se divorció… cualquier cantidad de razones lógicas se va a dar pero, el problema no lo resolvió.
   Éste, o los problemas no resueltos son ciclos abiertos, son evidencias de incapacidad e impotencia y ahí permanecerán hasta tanto el pensante no los resuelva. Olvídate que el tiempo lo cura todo, olvídate que con la nueva pareja vas a ser feliz, olvídate que las  terapias o las dietas van a dar resultados, nada de las nuevas forma de vida que se adopten lograran darle al espíritu satisfacción.
   Lo que si va a lograr el `pensante que no aproveche el cambio para volver atrás en su mundo y desenterrar el o los problemas y resolverlos, ES ADAPTARSE, RESIGNARSE, CONFORMARSE, y llenarse de excusas para que la consciencia no lo torture.
   El pensante puede con facilidad recordar su historia de vida y examinar todos los cambios que ha hecho para buscar los problemas que “tuvo”  y resolverlos ahora que está tranquilo y no en medio de la confusión causada por el problema.  De no limpiar su hoja de vida se convierte poco a poco en un minusválido, incapaz de encarar situaciones con algo de dificultad.
   Pensante te estoy diciendo que la solución es encontrar los problemas previos a los cambios y resolverlos pero, ¿ya hiciste las prácticas de HACIENDO NADA? si no recuperas algo de control y comprendes como haces para producir pensamientos, es como pedirle a un invalido que se pare solo de la silla de ruedas. Sus piernas siguen sin funcionar.
   ¿Ya sabes lo que es un problema? ¿Puedes diferenciar un  problema de un hecho? En post anteriores he hablado de estos puntos, pero tranquilo vamos a refrescar la memoria explicándolo con otras palabras. Por hoy vamos a hacer consciencia de lo que puede haber detrás de LOS CAMBIOS.
   Ejemplo. ¿CAMBIO?… vestirse de rojo,  ¿DECISIÓN?… de vestirse de rojo para la buena suerte, ¿PROBLEMA?… “el negocio está a punto de quebrar y está como loco” (esto es lo que el pensante cree que es el problema).  Entonces, la secuencia es: Problema, más problemas menores; Confusión o caos; Decisión; y Acción.
   La minusvalía mental resultado de acumular problemas sin resolver causa en el pensante falta de discernimiento, de análisis, de reflexión, se siente sin inteligencia y desarrolla un gran temor al FUTURO. Se vuelve cada vez más en un pensante dependiente, necesitando para todo la opinión de los demás para poder creer o no creer y para dar un paso.
   Te voy a decir algo para que tú lo verifiques; ¿sabes dónde hay pensantes a montones  que llegaron a este campo porque la vida les cayó a patadas y no supieron que hacer?  Al mundo de la espiritualidad, a las religiones, a las sectas, a todo tipo de grupo místico, de adivinos, brujos, etc. etc. Pero como te decía; la falla está en que una vez hecho el cambio y lograr tranquilizarse, el pensante debe LIMPIAR SU VIDA PRESENTE. De no hacerlo va a seguir siendo un espíritu minusválido, en una organización, o siguiendo a un maestro espiritual que aporta muy buenas enseñanzas.
   ¿Por qué tú crees que los pensantes cuando se sienten bien no se acuerdan de Dios? Preguntemos de otra manera. ¿Por qué tú crees que los pensantes cuando se sienten viejos, o están enfermos o pasan por serias dificultades cambian de creencia o se van con otro grupo religioso?
  Te dejo las preguntas, pero busca a tres personas que han hecho un cambio de CREENCIA y dile que te cuenten como era su vida antes. Tranquilo que te lo van a contar como un testimonio sin que tú se lo pidas, para convencerte que aceptes CREER en su nueva corriente religiosa.
   Te repito lo del post anterior, el SISTEMA, GRUPOS  U ORGANIZACIONES no tienen vida propia, por lo tanto no son ni buenas ni malas. La vida se la dan quienes las integran, ellos son los que pueden ser honestos o ladrones.

  Para ti que leíste todo, un abrazo.  Nos vemos pensante.

domingo, 17 de mayo de 2015

COMO LOS POLÍTICOS VENEZOLANOS SEMBRARON EL PETROLEO

   SEMBRANDO EL PETROLEO

      (Sembrar el petróleo artículo de Arturo Uslar Pietri, 14 de julio 1936)
      Otro mal entendido de los “políticos venezolanos” o Uslar Pietri no les explicó que el petróleo había que sembrarlo en el territorio de Venezuela y no en otros países del mundo, que gracias a este error ellos y no nosotros, han aumentado sus exportaciones. Y muy importante esta omisión, tenía que aclararles que lo que se robaran junto a sus compinches desde el sector privado para hacer sus siembras de petróleos particulares, usaran solo los dólares que les corresponde como ciudadano y no el de los demás. Por este inocente mal entendido que lleva 79 años en curso, los políticos ladrones y sus camaradas empresarios, lograron poner de rodillas a Venezuela ante el mundo dependiendo solo del ingreso petrolero, mendingando créditos y haciendo cambalaches para poder comer.
     Es tal el amor por la siembra del petróleo en el exterior que hasta la industria petrolera se ha dejado deteriorar, su capacidad de producción no da para más y ahora invitamos a cualquiera que quiera hacer dinero fácil que venga a invertir para sacar el petróleo y vivir solo de los impuestos que se le cobren… ¿Qué será de la mala vida que se está dando Ramírez?
      El petróleo que está bajo tierra ya está empeñado en gran medida, y todos los subsidios e “inversión social” (que de inversión no tiene nada, ¿quienes ganan?) es poner al pueblo que coma con las divisas de ese petróleo empeñado, que serían las divisas de sus hijos y nietos en los próximos cincuenta años. Es decir, nos estamos comiendo el futuro de nuestros descendientes… pobrecitos.
 ¿Ahora a quien podemos culpar, si nos hicimos cómplices?

   Autor: Emilio Fernández

REGATEO DE AMOR

REGATEO DE AMOR

                  I
En el regateo de amor
Conseguiste un buen precio
Y yo vendí como un necio
Dándome poco valor.
Sonríes como una flor
De tu éxito alcanzado
Me llevas a todos lados
Exhibes tu pertenencia
Y yo perdí la decencia
Por gafo y enamorado.
                 II
Me prestas como pareja
Para hacer tus fantasías
Ante tanta cobardía
De mí no oyes las quejas
No entendí la moraleja
Y ya me he acostumbrado
Aún sigo enamorado
Sirviéndote de mascota
Ni siquiera se me nota
Que soy un atolondrado.
             III
Solo me queda decir
Que el que regatea amor
Negocia con el pudor
Ya no puede maldecir
Su destino es morir
Marginado entre la sombra
Comiendo solo la sobra
De un amor dominante
Con una mente aberrante
Que lo hunde en la deshonra.

Autor: Emilio Fernández