Translate

miércoles, 30 de septiembre de 2015

INTELIGENCIA Y CAPACIDAD DE REFLEXIÓN

 

          COMO CONVERTIRSE EN UN GRAN PENSADOR
       Hola amiga(o). Para reflexionar en profundidad y demostrar inteligencia se requiere algo que es fundamental, control de la actividad pensativa.
       Los grandes y reconocidos pensadores dedican tiempo a pensar asuntos que deciden con premeditación. Es un ejercicio constante de hacer el acto de pensar determinando el tema y el tiempo dedicado a pensar, con el tiempo ganan más control del acto de pensar y su poder para mantener la atención o estar concentrado no tiene límite.
       Un pensante consciente de su rol, no se permite andar divagando la mayor parte del tiempo o solo reflexionar cuando las circunstancias lo obliguen.
       El pensante que dedica mayor tiempo a solo intervenir en el acto de pensar incitado por la acción externa, se entrena para convertirse en un autómata, carente de voluntad y poder para entrar en reflexión profunda y mantener la atención concentrado y cómodo, sin estar susceptible a las interrupciones.
       La gran mayoría de los pensantes se comportan como autómatas, dependiendo de los cómputos que la mente puede hacer con los datos que tiene disponible. Es decir, nunca analizará o reflexionará más allá de los resultados que la mente pone a su disposición y su inteligencia o capacidad para generar soluciones acorde a la situación del momento se anula.
        Es la clase de pensante que tiene siempre la misma solución a problemas similares o que se le parezcan. Ejemplo: si se disgusta con el amigo decide no hablarle más, si se disgusta con el hijo o con la pareja se comporta igual, etc. para la mente todos estos problemas similares tienen una respuesta o solución, disgustarse y no hablar.
       Todo aquel que ha dedicado años al estudio, o adquiere datos, información, y no puede reflexionar con ellos, o simplemente los archiva para algún día usarlos en un proceso reflexivo, es solo un graduado que ejerce la profesión con lo que ha aprendido con la práctica y el entrenamiento que pueda adquirir con tanto tiempo haciendo lo mismo, pero de él no se puede esperar mucho. Se jubilará algún día y al no tener uso para la rutina habitual, su vida se apaga muy rápido, ya que no sabe y no puede hacer mucho con un acto de pensar al cual muy poco se ocupó para estar al mando.
       Los avisos de prensa solicitando especialistas, exigen cualquier cantidad de años de experiencias y buscan personas inteligentes, (se le llama inteligente al pensante que ofrece nuevas ideas, o soluciones novedosas en la profesión que ejerce).
       No hay pensantes menos reflexivos y menos inteligentes que otros por naturaleza, excepciones daños genéticos en el órgano que permite conmutar las ideas para materializarlas en el plano físico. Lo que existe son pensantes que no tienen control del acto de pensar. Sus voluntades son deficientes por el hábito constante de no ponerse por iniciativa propia a usar el acto de pensar a consciencia.
       El pensante que quiere ser más inteligente tiene que mejorar su determinismo ejercitándose en reponer el control del acto de pensar en aquellos temas o asuntos donde ya tiene problemas de control, y continuar entrenándose para aumentar su poder para controlar la actividad pensativa, de tal manera que sean pocas las circunstancias que lo desborden y entre a pensar sin control.
        Una sola área o factor en la vida de un pensante donde el acto de pensar se le salga de control por completo, puede ser mortal o arruinar toda su vida.
         Estos errores cometidos se justifican diciendo que; “perdí el control”. Esta actitud o comportamiento descontrolado se formó con pensamientos o ideas que se produjeron en un acto de pensar en el cual no se tenía control, había nada de reflexión o análisis y simplemente los instintos de ancestrales mecanismos de supervivencia fueron las respuestas al problema.
         Todo pensante sabe y piensa palabras obscenas, pero se supone que puede reflexionar y no usar palabras vulgares donde no le favorezca. La moderación en los actos importante del vivir, la disciplina, la constancia y el orden no se pueden enseñar o imponer en un pensante que internamente sufre de esos mismos males.
         En la responsabilidad de los padres con los hijos debe incluirse informarlos y fomentar el control de la actividad pensativa en ellos, y no ser causantes por ignorancia del daño que se les causa cuando se les incita, o motiva a perder el control del acto de pensar. ¿Quién soporta a una persona que quiera pensar por uno? Ni el bebé que está en la cuna se queda de brazos cruzados dejando que le asesinen su futuro.
     Ha sido un gran placer compartir, que tengas buen provecho.  Nos vemos pensante.
         
         
        

      

martes, 29 de septiembre de 2015

PENSAMIENTO DEL DÍA

PARA GANAR AUTO-CONTROL, CONTROLA LA ACTIVIDAD PENSATIVA. ES DE AHÍ DE DONDE SALEN LOS PENSAMIENTOS QUE TE VUELVEN LOCO.
AUTOR. EMILIO FÉRNANDEZ

lunes, 28 de septiembre de 2015

INNOVANDO LA PERSONALIDAD

 

           ¿DE DONDE SALE EL PODER CREATIVO?.
      Hola amiga(o).  El pensante preocupado y ocupado para lograr sus metas no cesa de reforzar sus virtudes y revisar áreas en su vida donde no se siente a gusto y satisfecho con los resultados.
      ¿De dónde puede un pensante sacar poder?  Si el pensante no considera que posea un potencial que no está explotando, es porque ya ha cerrado la vía de acceso. Si no lo sabe, puede preguntarse o revisar si siente que no está dando todo lo que es capaz de dar.
       Si existiera alguien que considera que no sabe para qué sirve, o no se cree capaz de dar más de lo que está dando o ha hecho, puedo asegurar que no se conoce a sí mismo. Aquel que ha tenido la experiencia de hacer consciente su verdadera naturaleza no duda de su poder, “el poder para hacer todo”.
       Antes de hacer innovaciones en la personalidad o en cualquier otra obra, primero hay que conocerla bien. No es suficiente con tener vagas ideas o estar haciendo pruebas para ver si funciona el remedio, da que pensar cuando el doctor te dice; “prueba con estas pastillas, cualquier cosa me avisas”
      Observar la personalidad observando el comportamiento no es conocimiento suficiente para saber que hacer a la hora de decidir hacer cambios, o para dotarla de una nueva habilidad. La mayoría de la gente se conoce y conoce a todo el mundo por los comportamientos que tienen, y recetan soluciones a diestra y siniestra y los problemas de conductas siguen multiplicándose.
      Sin embargo son pocos los que no sueñan con sacar de ellos un súper- poder o un poder extra para convertirse en una persona sobresaliente. Los millones de estudiantes que no estudian obligados, trabajan para desarrollar una personalidad con el poder que da el conocimiento. Esperan convertirse en mejores y más eficientes pensantes.
       El asunto es que; “un pensador piensa” Decir esto parece una tontería, sin embargo nadie puede negar que es un “pensador”. Ser un pensador calificado en los términos que la sociedad los etiqueta, no baja de ser un filósofo o un productor de ideas trascendentales. Cualquier ciudadano corriente no califica para el título de pensador.
        El pensante piensa y lo que piensa son pensamientos, entonces, lo que los diferencia son los pensamientos que produce. El poder que muestran algunos pensantes está en los pensamientos que producen, la salud mental o que tanto afectan psíquicamente el cuerpo es una demostración de poder, ya que estos también son resultados de pensamientos, no solo son aquellos que crean un sistema filosófico, o demuestran profundidad en sus reflexiones.
        El orgullo de ser un pensante no se refleja en el rostro de la gente, y no lo demuestran hasta que la sociedad lo reconozca como un gran pensador por sus obras famosas.
        No me mal entienda, las metas y los sueños están impregnadas con la idea de que el mundo reconozca la calidad de lo creado, y el orgullo producido está bien ganado, pero considero que no es saludable para un pensante esperar elevar al máximo la confianza y la credibilidad en sí mismo, hasta que la sociedad lo aclame como un buen pensador.
        Aquel pensante que desea más poder del que tiene, y no es capaz de innovar su personalidad con la prontitud que a meriten las circunstancias, se les puede ver con unos años más viejo diciendo lastimosamente que; ahora si se sienten capaces de generar la actitud conveniente que no pudieron cuando se les presentó la gran oportunidad de su vida.
         Querer poder es querer pensamientos innovadores, novedosos, ideas geniales, pensamientos que impacten, pensamientos que solucionen grandes problemas de la humanidad, etc.
        Ahora yo pregunto; ¿sabe el pensante todo acerca del acto de pensar? , ¿Se siente capaz de materializar pensamientos que doten a su personalidad del comportamiento o la actitud que desea? ¿Cómo está con el control de la actividad pensativa?
        Las respuestas que tenga el pensante del acto de fabricar los pensamientos que sueña algún día pensar, le dirán cuanto poder efectivamente puede usar que den los resultados y las experiencias que desea.   
        La personalidad de todos los pensantes tal como está en estos momentos es una demostración de poder, de eficiencia para materializar pensamientos, en esto no debe quedar la menor duda. Todo pensante ha logrado convertirse en lo que piensa, todo pensante se siente como está pensando, todo pensante cree las ideas que está considerando verdad.
      Como se puede observar no es por falta de poder que los pensantes en su mayoría se sienten frustrados con ellos mismos, su decepción e impotencia es causada por su desconocimiento de sí mismo y el descontrol que tienen de la actividad pensativa que los lleva a producir pensamientos indeseables y pensamientos que se le salen de control.
      Antes de volverse un pensador creativo, de brillantes ideas, el pensante tiene que aclararse, identificarse, diferenciarse de la personalidad adoptada, del cuerpo físico  y de la mente. Solo así puede hacer manifestar todo su poder.
       Ha sido un placer, que tengas buen provecho y te sientas satisfecho con los resultados del uso de tu poder materializando pensamientos.

      Nos vemos pensante.  

domingo, 27 de septiembre de 2015

MI VENEZUELA

 

Venezuela es una flor
Una bendición de Dios
Colmada está de bellezas
Con rutilantes riquezas
Que despiertan ambiciones
Se rompen los corazones
Esto lo que da es tristeza.
El amor sube la cuesta
Entre llanto y sufrimiento
Por los hijos y por los nietos
No desmaya la consciencia.
Hasta cuando la paciencia
Deja de ser la paciente
Solitaria y sin doliente
Se muere por negligencia.
Venezuela patria noble
Muriendo están tus encantos
De nada sirve que existan
Si nadie está disfrutando.

Autor: Emilio Fernández 

OTRO DÍA CON LA CUAIMA

 

Otro día que me aguanto tu verborrea insolente
Tu carácter amargado como una alma pecadora
Que le tortura la hora de soportar su consciencia
Y necesita encontrar motivos a su indecencia.
En paz me encuentro conmigo, tus razones no me llegan
Lo que escondes te hace ciega no te deja descansar
Teniendo que desahogar emanando pestilencia.
Oye todas tus ofensas, ve tu actitud agresiva
Te enervas por lo que yo diga, no me dejas dialogar
Estas destruyendo el hogar que una vez fue sueño y vida.
Mucha paciencia he tenido, tu familia de testigo
Que te ruega no te excedas con quien muestra que te quiere
No existen otras mujeres para justificar la agresión
Y hasta te pido perdón si algo he hecho inconsciente.
Otro día no ha llegado ni creo que llegará, de seguir
Con una cuaima con un veneno mortal, hasta aquí
Llegamos juntos, que encuentres a quien amar.

Autor: Emilio Fernández.

¿QUE VAS HACER VIDA MÍA?

             

Que vas hacer vida mía si un día llego a morir
En plenitud de tu vida con las ganas de vivir
Llorarás por unos días oteando entre las lágrimas
Para encontrar otro amor que llene el cruento vacío
Mientras se van los recuerdos y te llenas con olvido.
No existe como yo otro igual, mas no soy imprescindible
Para amar y ser amada si el amor es compatible.
Si encuentras un nuevo amor no te olvides de ensayar
La pronunciación de su nombre, puede ser que te traicione
Mi recuerdo en tu inconsciente y lo llames erróneamente
Despertando celos sucios, que no podrás aplacar
Si lastimaste su orgullo. Desde una vez te lo digo
No hay de que avergonzarse, si mientras vivo me amas
Como te siento en mi sangre, como disfrutas con ganas
La sed que tengo de amarte.

Autor: Emilio Fernández

EL DOMINGO HABLO DE AMOR


 ME LLENÉ DE POESÍAS

                                        I
Me llene de poesías para adornar tu belleza
Decoré  en el preludio con prosas serpentineras
Levante un altar de flores con venia de la primavera
Para mostrar reverencia con candor a tu grandeza.
                                     II
Las rosas vinieron prestas para asistir con honores
Formaron una silueta de tu entorno escultural
Las aves se organizaron para el fondo musical
Y las voces de los vientos esparcieron mis amores.
                                     III
El corazón tembloroso expectante y silencioso
Mi alma lo acompañaba con anhelante ansiedad
Cuando tus labios expresaran tu sentir maravilloso
                                    IV
Cantarina fue la voz que me explotó de alegría
Oírte llamarme amor, el gran amor de tu vida
La dicha de ser amado, gracias a la poesía.

Autor: Emilio Fernández

viernes, 25 de septiembre de 2015

CONÓCETE A TI MISMO

            ¿QUIÉN ES “MI MISMO”?

     Hola amiga(o). Conocerse a sí mismo no es solamente saber la manera de comportarse ante distintas situaciones, ni recordar la historia de la vida actual. No es suficiente con estar convencido de lo que uno espera que puede dar en el futuro.
     El pensante por lo general está lleno de información que usa como referencia que nunca ha comprobado, ha desarrollado creencias por sentirse a fin con el tema, convencido por pruebas cuya explicación del fenómeno le parecieron lógicas, o por haberse criado en un ambiente donde la influencia familiar fue determinante.
     La personalidad que están desarrollando los nuevos pensantes, debe ir acorde con las reglas o las condiciones del juego en la que están involucrados, no poder copiar los comportamientos de los “ganadores”  según sus puntos de vista, o armar la personalidad con implemento de defensa y ataque, es jugar con serias desventajas.
      No hay mucho tiempo y condiciones adecuadas para hacer modificaciones rápidas cuando se está en el fragor de la lucha diaria por sobrevivir; así que el jugador en desventaja casi siempre muere sin poder quitarse de encima los patrones de comportamiento que desarrolló como respuesta instintiva a las fuerzas que lo acosaban y golpeaban.
     Los cambios en las inadecuadas conductas, o manera de ser con las que se está operando, nunca ha sido fácil y la sociedad moderna no está aportando nuevos conocimientos que faciliten está tarea. Y no progresará mientras los pensantes sean dependientes de otros pensantes para deshacer las conductas aberradas y para hacer cambios positivos en su personalidad.
     Cada pensante se hace a sí mismo, si lo que quiere decir esta frase es comprendido y aceptado, no se puede dudar que solo el pensante puede hacer algo consigo mismo.
     La personalidad resultante, la actual, con la que se está operando, no es el pensante, por más que se use la palabra “YO” para sentirse ser está artificialidad, o tener la convicción de que esta identificación junto con el cuerpo físico, es todo lo que es, no va a cambiar  la verdad de su verdadera naturaleza.
    Ahora no se trata de proponer otra “verdad” y quiera tener la razón, la verdad para mí siempre será relativa y su grado de que tan verdad es, la mido por la utilidad de su uso. Todo pensante está en la capacidad de comprobar si es más eficiente haciendo cambios en su vida considerándose separado del cuerpo, de la mente y de la personalidad que ha creado (como pensante, espíritu, alma, etc.) o tratando de hacerlo, siendo y sintiéndose ser ese “YO” con el que se identifica para desenvolverse en la vida.
     Conocerse a sí mismo va más allá de la identificación que atañe a la personalidad y al cuerpo físico que se usa, el rol de pensante o como operador del acto de pensar para producir la realidad subjetiva mediante pensamientos, es la siguiente etapa en la adquisición de consciencia acerca de uno mismo.
      Despertar consciencia de ser un ser independiente, capaz de pensar y materializar lo que piensa, acompañado de un proceso de ejercicios para fortalecer e instalar la idea de certeza de que puede ser llevada ésta creencia a la práctica a voluntad, causa que “mí mismo” deje de ser un misterio o tenga ideas falsas o inconclusas acerca de quién es.
      La sociedad actual con todo su desarrollo tecnológico, necesita con urgencia que los pensantes despierten, que sean más autosuficientes para resolver sus problemas psíquicos o mentales. Digo la sociedad actual, para referirme a que es una necesidad imperiosa para los pensantes, poder deshacerse del estrés o las cargas residuales que inevitablemente se producen por las condiciones deterioradas de la sociedad o del campo de juego y sus malos jugadores, y hacer los correctivos que considere necesario.
      El pensante dormido que logre despertar, se sorprenderá sentado con los controles en la mano del avión de su vida. Nunca ha dejado de ser el piloto, y podrá recordar como en el pasado tenía la certeza que algo o alguien era el que estaba operando los controles de mando. En él, una verdad en su momento, dejó de ser tan verdad para considerar otra idea que le es más beneficiosa.
      En la medida que el pensante se despeja de la vestidura sé percibe así mismo como el que es, y hace acto de presencia consciente, lo que le permite hacer eficiente uso de su poder. Poder que le resulta de ser más capaz para materializar sus pensamientos.
      Estar en tiempo presente por medio de la conciencia que da el cerebro como resultado de procesar todo lo que percibe, es imposible. Ya que el cerebro necesita tiempo para procesar la información, aparte de que la realidad formada es solo una adecuación evolutiva con fines de sobrevivir. Conocerse a sí mismo causa poder estar verdaderamente en tiempo presente con los beneficios que esto trae.    

       Buen provecho con tus ideas. Nos vemos pensante.

miércoles, 23 de septiembre de 2015

MI MISMO SE ENFRENTA A MI MISMO


             COMO PROCEDER PARA LIBERARSE DE UNO MISMO
        Hola amiga(o). El uso de la fuerza para dirimir las diferencias entre los pensante demostrado está que sus resultados no benefician a nadie. Al contrario, el dolor, el odio y la muerte acompañaran durante un largo futuro a los combatientes y a sus generaciones.
      En estos momentos el planeta vive interminables guerras que pudieron evitarse si no se hubiera llegado al uso de la fuerza, pero no ha sido por ignorancia de este principio. Dudo mucho que no exista una persona que no haya constatado como con el uso de la fuerza lo que se genera es caos, más problemas que los que se tratan de resolver.
       Hasta aquí, podemos darnos el lujo de criticar líderes, gobiernos y a todas las personas que diariamente reseña la prensa por las consecuencias del uso de la fuerza. ¿Pero donde están los valientes que pueden evaluar su comportamiento y reconsiderar sus actitudes donde se comportan usando la fuerza?  Sé que valientes hay muchos y pueden reconocer que no es la manera más idónea de obtener buenos resultados, y están intentando causar mejoras en su personalidad.
      Bien sea en el mundo compartido o en el mundo interior de cada pensante, el uso de la fuerza es contraproducente. En el mundo propio las consecuencias conducen a más inconsciencia y a más descontrol de la actividad pensativa.
      El mundo del pensante se construye de pensamientos usando el acto de pensar para fabricarlos, instalarlos, mantenerlos y experimentarlos. Todo efecto negativo reflejado físicamente o en el comportamiento está proviniendo de pensamientos decretados por el pensante. Sin embargo aunque se sepa que así es, instintivamente el pensante afectado se defiende con pensamientos de rechazo, de negación, de no aceptación y hasta de incredulidad de que sea el mismo quien se está enfermando.
      Estas actitudes reactivas ante efectos que no se desean, usted los puede observar, y comprobar que en la actitud de esfuerzo (fuerza, energía para negar o repeler energía). La actitud que se asume dice exactamente la posición adoptada por el pensante para encarar sus asuntos. El uso de la fuerza produce distancia, rompe la poca comunicación existente haciendo imposible que se dé una comprensión, y si algo no se comprende no se puede resolver.
     En el mundo propio el pensante consciente o no de lo que hace se enfrenta a sus propios pensamientos. En otras palabras se enfrenta así mismo, cualquier grado de esfuerzo es sinónimo de carecer de la capacidad de aceptación de los hechos y como pensante en apariencia se divide, un yo que no desea lo que su otro yo le está haciendo.
       Cuando una persona se queja de su estado anímico se le puede preguntar si está consciente que ella misma lo está produciendo con sus pensamientos, y si reconoce que es así, le dirá luego que es porque no puede controlar su manera de pensar.
       No poder controlar el acto de pensar es la causa primaria de todos los males del pensante, ya que está impedido de rectificar o corregir sus ideas, y como también se puede comprobar, la actitud usual de los pensantes cuando el pensar los atormenta y ya no saben que hacer, es tratar de no pensar.
      Hacen lo posible para no pensar para de esa manera no producir esos pensamientos deprimentes, y esto requiere esfuerzo, poder o control que no tienen, y es entonces que las drogas se convierte en el paliativo necesario.  
     Cualquier persona de comer compulsivo o de otra acción que sabe que la va a matar, puede contarle cuantas veces ha tratado de contenerse (contener requiere fuerza) inclusive, todas las veces que va a la cocina o la nevera lo intenta y cada vez que es vencido disminuye las fuerzas que dispone para evitarlo y así llega a la profunda apatía donde pareciera que nada le importa.
      Con el que menos se debe usar la fuerza o cualquier actitud de rechazo, negación o evasión, es con uno mismo, y uno mismo incluye el cuerpo físico y la mente. Dime que no aceptas de ti mismo o que estás negando o protestando y te diré donde usas la fuerza para resolver.
      La búsqueda de salud, de armonía o de paz interior es por el camino del amor, amarse uno mismo comienza por sentirse y aceptarse tal cual es. Aceptarse es asumir plena responsabilidad de lo creado y lo que se llama aceptación y responsabilidad no es más que el PODER de estar en control del acto de pensar que permite materializar estas potentes ideas, ideas que sientan las bases para edificar con mejores y nuevos pensamientos la nueva personalidad que se está soñando con tener.
       Culpar la mente o una parte de ella de ser la causante de los males, muestra la actitud que se está asumiendo ante la situación. Tu computadora es una imitación de la mente, funciona con programas y todos tienen que ser compatibles, introduces una orden contraria y veras que no hay resultado positivo. Tú tienes cualquier cantidad de pensamientos decretados, no importa si fueron hechos sin ningún análisis previo, o descuidadamente, todas estas consideraciones son métodos, patrones, directrices que te hacen ser como eres.
      Así que si quieres hacer cambios en tu vida, evita el uso de la fuerza, esto mejora la afinidad contigo mismo, pero puedes comenzar aceptando con agrado como eres o lo que eres y reentrénate en el dominio o control del acto de pensar. Yo te recomiendo el ejercicio HACIENDO NADA, está en mi libro con el mismo título y en entradas anteriores.
   Buen provecho querido amigo(a).  Nos vemos pensante.

  

lunes, 21 de septiembre de 2015

LIBERTAD DE EXPRESIÓN & LIBERTAD PARA PENSAR

     ¿DE QUIEN HAY QUE LIBERARSE?

      Hola amiga(o). La libertad de pensamiento (o libertad de expresión) Es el Derecho de pensar y expresar las propias ideas y criticar las contrarias sin ninguna presión de la autoridad. Como pueden ver esta libertad se refiere al tipo de pensamiento y su materialización o comunicación en una sociedad.
     Muy distinto es libertad para pensar, o libertad para ejecutar el acto de pensar, en lo anterior la defensa de la libertad de pensamiento se poya en las leyes nacionales e internacionales para garantizar el derecho y los pensantes pueden acudir a esas instancias a reclamarlos, pero en lo que se refiere a la libertad para pensar (llevar a cabo el acto de pensar) no es un derecho. No se le puede decir que es un derecho porque no es un acto discutible absolutamente con nadie.
    El solo intento de defender algo llamado derecho a pensar solo es viable si se refiere al tipo de pensamientos o ideas que deba o no comunicar, pero no procede en el mundo propio donde el único que decide es el propio pensante.
    Aquel que quiere ahogarse en un vaso de agua, que trate de defender ante otros pensantes su derecho  “A PENSAR, A EJECUTAR EL ACTO DE PENSAR” Si existe algún problema con el acto de pensar, el único enemigo es el mismo pensante.
    Sin embargo se observan pensantes en conflictos con familiares y otras personas alegando que les quieren impedir que piense, o sienten que la persona quiere “pensar por ellos” y el experimentar esto causa trastorno en la conducta.
    Nadie puede pensar por otro, es decir “nadie puede ejecutar el acto de pensar por otro” Si esto es imposible, entonces nunca puede otro ser el problema de las dificultades que otro tenga para pensar o para creer que quieren pensar por él.
    Ahora fíjate en esto querido amigo(a), cuando alguien invalida, rechaza o niega lo que haces o comunicas, está invalidando tus pensamientos y por ende tu manera de pensar y el estallido final es en ti como pensador. Este impacto en el pecho es el que duele y hace rabiar.
     En los niños que se comienzan a estrenar en el acto de pensar, los rechazos y maneras imprudentes de criticar lo que hacen, dicen o comunican con sus expresiones de todo tipo, el ser tan susceptibles les llega con facilidad la impresión que no pueden, o no deben pensar (ejecutar el acto) o que son malos pensantes, y si no sucumben al mal trato hundiéndose en la apatía, viven irascibles, propensos a irritarse cuando el que creen su enemigo les dice algo.
    Más de un adulto todavía vive a la defensiva acostumbrado a defenderse de sus padres, amigos o familiares de la infancia a los que veía como enemigo de su libertad para pensar. Todavía tienen la impresión reactiva de que quieren “pensar” por ellos y están obligados a impedirlo. Ahora lo increíble es que estos mismos pensantes admiten que solo pueden ser afectados por sus propias ideas, lo que quiere decir que nada de lo que piense otro se puede hacer realidad en él como pensante.
     Nadie puede ejecutar el acto de pensar por otro, lo cual significa que todo el mundo es libre por naturaleza para pensar. En esta misma libertad se incluyen los pensamientos que el pensante produzca, nadie puede impedir que piense un tipo de pensamiento a piense acerca de algún tema y mucho menos impedir que el pensante sea efecto o se afecte con sus propias ideas.
     Ante estas imposibilidades mencionadas, a todo pensante no le queda otra que asumir responsabilidad por la ejecución del acto de pensar, de los pensamientos que produce y de los efectos que está sintiendo o experimentando.
     Ningún pensante puede curar a otro de sus efectos psíquicos, o psicosomáticos, si curar se entiende como ser el que piense por otro. Ni el gran maestro Jesús sanaba si el paciente no decretaba estar de acuerdo, de producir la idea de ser fe o creer. Esta idea del interesado fue la que permitió y sigue permitiendo la ayuda.
     Las creencias son las verdades de los pensantes, y lo que sienten es la prueba convincente de que lo que están pensando es verdad. ¿Quién puede contra las ideas verdades de un pensante?
     Se puede afirmar que todos tienen razón, que todos tienen sus verdades o que todos sienten estar en lo correcto, pero que no todos están dispuestos a darle a estas verdades el carácter de verdad absoluta. No todos los pensantes se conforman con sentir que tienen la razón, a veces se preguntan ¿y de que me sirve tener la razón si mi mundo se cae a pedazos y mis sueños frustrados? ¿De qué me sirve sentir que tengo la razón si ya llevo cuatro divorcios?  ¿De qué me ha servido tener la razón si mi vida es una historia llena de dolor e infelicidad?
       Aquel pensante con dificultades en el control de la actividad pensativa, es de hecho un mal pensador, ya que los pensamientos que produce lo enferman, lo degradan, lo hacen ser una persona con limitaciones y un fracasado al intentar hacer cambios positivos en su vida. Investigue si lo desea, examine a una persona insatisfecha, infeliz, enferma, etc. y comprobará que no tiene control del ACTO DE PENSAR.
       Cuando la gente se queja que no controla sus emociones, que no puede controlar su errada conducta o dejar un vicio u otra acción nociva, está diciendo que no controla la actividad pensativa y los pensamientos así producidos son de la calidad del estado emocional en que se encuentra involuntariamente. Es decir, un apático produce pensamientos de apatía y más se hunde en ella; una persona en miedo produce más pensamientos de miedo y acentúa su cobardía.
      La libertad para pensar se pierde en apariencia, el pensante dramatiza ser víctima de otros cuando en verdad es víctima de sí mismo. Entonces, de quien hay que liberarse. La respuesta es; DE TI MISMO.
       La manera de liberarse de uno mismo o de sus propias ideas, exige que el pensante adquiera un mínimo de conocimiento de las leyes del pensamiento. Es una guerra donde no se debe usar la fuerza, la violencia, no debe haber enemigos, ni derramarse la sangre, ya que todo lo que existe en él, es producto de su creación. De esto hablaremos en la próxima entrada.
     Que tengas buen provecho de tus ideas. Nos vemos pensante.

     

domingo, 20 de septiembre de 2015

CULO CONTRA LA PARED

 EN MI VENEZUELA

Se repite otra campaña
Gobierno y oposición
Están captando al cabrón
Usando la misma maña.
El pueblo que no se engaña
No tiene a donde correr
Y no votar es perder
Eso se lo digo a usted
Culo contra la pared
O se lo van a coger.
                II
Mosca mi querido amigo
No se puede descuidar
A la hora de votar
Todos quieren estar contigo
Te señalan al enemigo
Que te quiere sorprender
Y te quieren proteger
De los políticos corrupto
Y no sabes que el hijo e-puto
Lo que te quiere es coger.

Autor: Emilio Fernández

LA VENTANA

 LA VENTANA 

Deje abierta la ventana por un desdichado olvido
Y te volaste del nido donde nuestro amor pernoctaba
Salí con una cruzada para hallar mi amor perdido
O la regreso conmigo o mi vida se vuelve nada.  
Con el corazón agitado su nombre le daba al viento
A los caminos su aliento a Dios que no la olvidara
Llevo semanas y días recorriendo enramadas
Buscando en las miradas que el sol le hace a la lluvia
Estoy creyendo que ocultan lo que saben de mi amada.
Las montañas que observaban cuando me vieron pasar
Cuchichearon entre ellas sonriendo sin parar y ahora
De todos sospecho que me la quieren ocultar.
Grito con toda mi fuerza y agudizo el oído, me la tienen
Prisionera en contra de su voluntad, no creo que haya
Maldad en su noble corazón ni pensar que la traición
Corrompiera su inocencia quitándome con su ausencia
Los destellos del amor. Ventana que maldición has
Cometido conmigo, perdiste lo que más quería
Has matado mi destino.

Autor: Emilio Fernández

EL DOMINGO HABLO DE AMOR

ME CANSÉ DE AMARTE TANTO

Me enamore como un loco desatado de su esencia
Cual disparatado e inmaduro relamí de tus encantos
Me volví un amor de llanto de suplicas y gimoteos
Para tenerte tan cerca y hacer hervir mis deseos.
Me olvide de la familia no existieron los amigos
Tú monopolizaste toda mi vida mundana, mi alma
Sintió la flama y el candor de tu dulzura que se entregó
A la locura y abandono sus campañas. La fe murió
Una mañana, ¿para qué hace falta dios? si yo vivo
Para vos, su amor ya no me hace falta. Años de vida
Perdidos adulando mis creencias, hoy veo las evidencias
Como un necio arrepentido que morirá en el olvido
Convertido en un error. Está exenta de culpa, eres quien
Tenías que ser, yo cree mi padecer con espejismos
Preciosos que me llenaron de gozo, tu nada tienes que ver.
Solo quiero hacerte saber por ser la motivadora, de que
Ha llegado la hora de quitarme estos espantos y decirle
A todo el mundo  “me cansé de amarte tanto”.

Autor: Emilio Fernández

DE VUELTA A MI HOGAR


       “HOGAR… MI DULCE HOGAR”

Aquí en mi hogar tengo todo lo indispensable para alimentar mis caprichos espirituales y darle a mi cuerpo una sinfonía de placer vibratorio que cause que sus genes le confirmen a Darwin que su evolución fue exitosa. Lo dulce de mi hogar no son las quejumbrosas paredes ni el arruinado techo de zinc, no lo produce la estrepitosa lluvia ni el inclemente calor, lo dulce no emana de un insípido ambiente social tematizado por la escases y las volátiles promesas de quienes siembran esperanzas en un desierto de hambre y necesidades. Lo dulce de mi hogar es mi familia, mi esposa y mis hijos que dan vida y armonía con su presencia lumínica, llenando de cantos y miel los panales de mi vida.

Autor: Emilio Fernández

viernes, 18 de septiembre de 2015

UNA PERSONALIDAD VIVA

 

    ¿QUIERES ACTUALIZARTE?
    Hola amiga(o). Solo los pensantes en control y dominio de la actividad pensativa pueden mantener actualizada su personalidad para estar en disposición efectiva al enfrentar los continuos cambios que el entorno y los demás pensantes producen. Se vive tratando de predecir el futuro y una gran parte del tiempo del ACTO DE PENSAR se usa para analizar y tomar las decisiones más acertadas.
     Dependiendo del grado de impotencia del pensante para discernir o reflexionar surge la urgente necesidad de buscar otras fuentes que le hagan las predicciones para poder tomar las decisiones y proceder.
     Esta actual sociedad ofrece innumerables y diferentes tipos de servicios para los pensantes minusválidos en la ejecución del ACTO DE PENSAR. Estos pensantes ya desde hace un buen tiempo dejaron de actualizar su personalidad. Los tantos fracasos en lograr mejorar sus actitudes, o sus maneras ineficientes de ser, lo convencieron de ser un “MAL PENSANTE”, ahora vive consultándole hasta las piedras para no equivocarse.
     La dependencia es una completa entrega del poder de determinación y una ratificación de la minusvalía con el acto de pensar, pero como las leyes del pensamiento con las cuales opera cada pensante no desaparecen con ignorarlas, el pensante ahora de una manera inconsciente seguirá errando y deteriorando su calidad de vida física, mental y espiritual. Toda su salud está expuesta sin ninguna defensa a las circunstancias y a los hechos cambiantes de su entorno físico y social.
     Una personalidad que carece de la suficiente flexibilidad para modificarse es una personalidad muerta. El pensante que está investido en ella se ha quedado en el pasado, va en la retaguardia social arrastrado por el maremágnum de pensantes que tratan de sobrevivir a toda costa.
     Afirmar que todo el mundo puede ser mejor de los que es, no solo es un pensamiento que está presente en casi todos los pensantes; el mejorar es la dirección del cambio que se desea, pero aunque no se desee el cambio sucederá, y si no es en la dirección positiva o de ascenso lo hará en dirección negativa o de hundimiento, el camino al sufrimiento y la muerte.
     El análisis o la reflexión, es dentro del acto de pensar una actividad que todo pensante en el estado que se encuentre lo hace rutinariamente. Para decidir ir, al brujo mayor o escoger el ritual que le garantiza que la decisión que tome va a ser exitosa, necesita reflexionar y hacer la predicción. O quizás el pensante está en el sótano de su conciencia y va al brujo convencido por su mejor amigo y colega minusválido, para ver y convencerse con los hechos de que se puede “predecir el futuro”.
      Una personalidad es un compendió de decretos o decisiones que ha tomado el pensante, bien sea en forma voluntaria o consciente o en forma involuntaria e inconsciente. “Así como se piensa se es”, “eres lo que piensas” “no hay cambios sin cambiar la manera de pensar”, etc.
      Si la vida y la salud del pensante está empeorando, está cambiando su manera de pensar (ideas y pensamientos) de una manera involuntaria o inconsciente. La manera más efectiva y garantizada para no fracasar y rehacerse del poder de REFLEXIÓN Y DETERMINACIÓN es recuperar el CONTROL DE LA ACTIVIDAD PENSATIVA.
     El acto de pensar es la manera de fabricar pensamientos e ideas, controla el proceso de fabricación y obtendrás un mejor producto. El árbol de mango no mejora la calidad de los mangos tratando a los mangos, es al árbol, a la fábrica, pero hay que tener paciencia y esperar la cosecha del próximo año, aceptando que esta se perdió casi toda.
     Solo el pensante puede hacerse libre de sus propios pensamientos. Y aquellos que creen que están como están por culpa de los pensamientos de otros, se encerraron y lanzaron las llaves a quien creen que es la causa de sus males.
     Que tengas buen provecho en tus análisis. Nos vemos pensante.

      

jueves, 17 de septiembre de 2015

NO ESTABA MUERTO ESTABA DE PARRANDA

    Saludos mis queridos amigos y connotados pensantes, he vuelto para describir mis andanzas parranderas en el mundo del pensamiento y compartir inspiraciones. Admito mi debilidad al extrañar con cierta nostalgia la conversa vecinal entre los apasionados googleros que dan vida a este mundo de variedades informativas, orientadoras y cargadas de alimentos para los diferentes gustos espirituales.
    En mi proyecto artístico (esculturas), el cual fue el objetivo principal en esta ausencia, fue cumplido en las etapas fundamentales; como fue crear en el papel las composiciones y elaborar la maqueta de cada una de ellas para mostrar físicamente una visión objetiva de las piezas. Es un proyecto para ser llevado el exterior y se requiere una presentación tal cual como se vería a escala. Hice cuatro maquetas y hay cuatro más del mismo estilo dibujado en el papel.
     Lamento no poder mostrarles las fotos, requisito que me exigieron y del cual estoy de acuerdo; las ideas hay que cuidarlas hasta que cumplan el objetivo personal. Conozco a más de un artista con reconocidos nombres que se le agotaron las ideas novedosas y parecen águilas cazando a través de Internet o entre los nuevos prospecto que inocentemente muestran sus ideas a los “expertos” o “maestros” para recibir de ellos una opinión que los valide, o les alimente la confianza para continuar por un camino desértico, tortuoso y plagado de alimañas  que se alimentan de la sangre de los espíritus soñadores que por lo general viven más en las nubes que en el burdo mundo terrenal.
      El objetivo de esta página Actividad Pensativa no puede desligarse de las ideas, o de los pensamientos que son los productos con los que cada pensante se hace así mismo y en concordancia con otros pensantes, o arbitrariamente, ha construido y sigue construyendo el mundo que nos rodea con los acontecimientos en desarrollo que todos están viviendo.
     La salud física y psíquica depende de la calidad de los pensamientos y la eficiencia para materializarlos. El pensante que vive agobiado por sus pensamientos se le reduce el poder creativo, no hay ideas novedosas en aquel que los avatares de la vida le obligan a consumir la mayor parte del tiempo del ACTO DE PENSAR, en tratar de resolver o solucionar aquello que lo mortifica y le quita el sueño.
     En verdad esta ausencia fue una parranda por lo divertido y el disfrute de tener la oportunidad de dar rienda suelta a la inspiración, y de ver y mostrar con orgullo el hijo que se parió con tanto agrado.
     Ha sido un placer compartir, nos vemos pensante.