Translate

domingo, 28 de febrero de 2016

LOS MUERTOS NO LLORAN


            POEMA
Los muertos no lloran
ni falta que les hace.
La vida les dio la oportunidad
y el desprecio fue su respuesta.
Amar la vida es sentir el sabor
del creador, es sentir las alas
de los sueños cruzando
los abismos causados por la furia
de quienes nacieron
para ser y hacer barreras
al bienestar y la prosperidad
del mundo que habitan.
Está muerto y sin sentimiento
el zombis humano que sentado
en su poltrona de mando
engulle chucherías mientras el hambre
vive en los estómagos maltrechos
de quienes fueron despojados
de sus consciencias y los hacen
comer sus propias entrañas.
Los muertos no lloran, los muertos
ríen del dolor ajeno, los muertos
están sentados esperando que
sus raquíticas víctimas infantiles
hagan la viral imagen de inocentes
muriendo en vida, para
dar alegría a su alma miserable
con la máscara de guasón que
se ha vanagloriado en llevar.
Los muertos no lloran, quedaron
sin madre antes de nacer,
y el padre celestial espera
que algún día renazcan de la muerte
con el corazón oprimido
pidiendo ser perdonado.

Autor: Emilio Fernández