Translate

martes, 28 de junio de 2016

EFECTO COLATERAL DE UN BESO

                  POEMA
No sé cómo arrancarme ese beso,
lo culpo de este malogrado corazón
que ya no respira como lo hacía antes
y no encuentro las maneras de
reanimarlo con ideas, a menos que quieras
revivirlo o matarlo a besos como ese
de efecto colateral tan devastador que
me diste. Despiadada; ¿qué labios son esos?
¿Qué tenía esa lengua inoculadora que
desmayó mi corazón? Estoy que me asfixio
de la sorpresiva incomprensión de
lo que me está pasando, no me veas
con esos malévolos ojos de hiena
hambrienta, te relames de gusto y tú
sádica mirada me da escalofríos,
quiero correr y las piernas no me responden,
pero si respondieran estoy seguro que
mi corazón sacará fuerza de donde
no tiene y gritará que no corra.
El efecto colateral de ese beso
es mortal y para seguir sufriendo
prefiero la muerte de ipso facto.
Mata  a este corazón a besos como
ese arrobador y despiadado que me
diste de entrada, y tiñe de amor mí
pecho con el almíbar que destilen
tus acalorados poros estrujándose
contra los agonizantes latidos de un
corazón abrumado de tanto placer.
Y todo… por ese endemoniado beso
que me diste de entrada para probarte.

Autor: Emilio Fernandez