Translate

martes, 9 de agosto de 2016

A QUIEN LEYÓ EL DIARIO ABANDONADO

                            POEMA
Por el temblor de la cadenas que aprisionaron
mi alma y el susto del silencio al oír las ideas
proveniente de tu mente al leer el diario
abandonado, supe que te ibas a interesar
en llegar hasta la última hoja escrita, para
saber cómo terminaba mi historia; historia
muerta de un diario muerto. Mientras lees,
ya he escrito muchas páginas en el nuevo
diario de una nueva vida que he comenzado,
no me parezco en nada a la ahuecada mujer
perdida en un laberinto de excentricidades
llamando la atención para compensar la
ausencia de valores que apuntalaran a un
corazón dispuesto a dar amor sin condición.
No creerás que he podido resucitar del fracaso
con la lección aprendida, sonriéndole al futuro,
enamorada de la vida, de mi vida y del amor.
Quizás imagines como yo imaginaba el final
de mí vida en ese diario muerto, abandonado con
la premeditada intención de que quien lo leyera,
se diera cuenta de mis errores, y llegue a la
misma conclusión que yo he llegado; no vale
la pena el llanto por un amor que nunca existió.

Autor: Emilio Fernández