Translate

viernes, 21 de abril de 2017

LA VERDAD Y LA CONSCIENCIA

¿QUE ES LO QUE TE IMPIDE ENTENDER LO QUE TE SUCEDE?
  Hola amiga(o) pensante. La verdad de uso práctico es aquella que más se aproxima a los hechos, explica tal como sucedieron las cosas desde el inicio hasta el fin.
  Cualquier alteración se aleja de la verdad, es una mentira que falsea el hecho. La sociedad se las ha arreglado para intentar establecer la “verdad”. Ese es el trabajo de la justicia y la manera de corregir sus errores.
  Pero cada pensante lleva su mundo interior como lo desea y a veces, como puede; haciendo malabarismos para establecer la verdad.
  Encontrar la verdad para sí mismo, es esclarecer los hechos, lograr entendimiento y así lograr resolver los conflictos y poner paz en el mundo propio.
  De hecho, las terapias psicológicas buscan en el pasado para encontrar la verdad, saben que al hallar la explicación correcta, al individuo entiende y puede deshacer el problema que le aqueja.
  Todo pensante, cuando tiene problemas, trata de entender, busca la verdad, que no es otra, que la causa de lo que le acontece.
  Sin embargo, un gran promedio de pensantes, son ineficientes para esclarecer sus verdades, y su mundo está lleno de suposiciones y falsas creencias, que le impiden resolver sus conflictos.
  Esa aparente incapacidad, es producto de la ignorancia y el descuido que tienen o han tenido de sí mismo.
  Sí mismo es, quien es en esencia el pensante, pero él acostumbra a identificarse, viéndose en el espejo o leyendo los datos en su cédula de identidad.
  Su rol innato de pensante, lo ha dejado a la deriva; como dicen por las calles de manera despectiva; “piensa, porque ve a los demás pensando”.
  Su vida la vive en permanente peligro, aun sabiendo lo peligroso que es; “lo que piense”.
  Una decisión, solo una, lo puede llevar a la cárcel, al hospital o al cementerio, pero eso no le ha preocupado. Ni le va a preocupar viendo el ejemplo de grandes líderes que dirigen al mundo, jugando con la destrucción del planeta.
  Un pensante no puede tener criterio, discernir, reflexionar o hacer el proceso mental que necesite hacer para esclarecer sus verdades, hasta tanto no tenga control de su actividad pensativa.
  No existe ninguna medicina o droga que le devuelva al pensante el control que ha perdido.
  Él es la causa de su desorden mental por haber acumulado tantas cosas en su vida sin aclarar, y su error, descuidar el control del acto de pensar.
  Se acostumbra a decir: “aclaré” o “hallé la verdad”, con suposiciones, presunciones y siempre la causa que encuentra, está fuera de su mundo.
  Él es inocente, pero no se da cuenta que a pesar de creer que ha esclarecido o hallado la causa de su mal, sigue peor. La regla es: “si la condición indeseada persiste, a la conclusión que llegaste no es la verdad”.
   La verdad cura, la verdad alivia los males, la verdad devuelve la paz y la tranquilidad interior.
  Dale luz a tu mundo con el entendimiento, pon orden en tu mente esclareciendo tus verdades y conviértete en quien deseas ser, rehabilitándote en el control de la actividad pensativa.
  La “aparente” incapacidad, es aparente hasta que tú decidas volverte un pensador eficiente. Veraz que en tu hogar no habrán cosas, las cuales tu no sepas como llegaron y para que las tienes.

   Ha sido un grato placer.  Buen provecho encendiendo todas esas luces que están apagadas.  Nos vemos pensante.