Translate

miércoles, 18 de abril de 2018

SABER QUE SABES, ES CONSCIENCIA DE CONSCIENCIA


ACTUALIZANDO LA REALIDAD DEL MUNDO PROPIO    
    Hola amiga(o) pensante. A menos que alguien me pida ayuda, no acostumbro a indicar de manera directa, “no hagas esto” o “has esto”. Cada quien es libre para pensar las ideas como las desee.
  Consciente de estar consciente es un estado superior, exclusivo del pensante. Invisible al razonamiento u operatividad de la mente y de la personalidad adoptada y creada por el pensante.
  Saber que sabes, o saber que no sabes, es consciencia de consciencia. Un cómputo mental es un resultado materializado, basado en datos o informaciones recibidas, la mente sabe o no sabe de acuerdo a sus bancos de memoria.
  En los distintos roles de la personalidad el pensante sabe o no sabe cosas y tiene sus limitaciones.
   El pensar basado en la data de la mente, el conocimiento o experiencias, es consciencia. El cerebro, esa parte física del cuerpo, procesa todas las señales perceptivas que recibe, y eso es consciencia.
  Pero por encima de estas consciencias, está el pensante con su propia consciencia resultado de SABER. Su capacidad de saber permanece intacta, aunque haya considerado que necesita aprender o adquirir conocimiento para “saber” o recuperar la consciencia y alcanzar la iluminación.
  Todo lo que le impide al pensante SABER o hacerse consciente de sí mismo, de su esencia o verdadera naturaleza, es haberse convertido en sus consideraciones o pensamientos y quedar atorado en ellos.
  Se ha vuelto en gran parte cuerpo físico y las distintas personalidades que ha adoptado para desenvolverse en este universo.
  En el grado que se haya convertido y no pueda desatorarse de su entrampamiento, en ese grado está inconsciente de sí mismo. Para saber necesita datos, información, pruebas, evidencias, hechos, una mente o un cerebro que le ayuden a procesar información.
  ¿Qué necesita un pensante para saber? Lo mismo que necesita cuando crea…nada. Las obras novedosas, inspiración de los artista o creadores son productos de ideas que “parecen” provenir de la nada.
  Y si a ese artista o creador lo inquieren mucho, terminará afirmando que esa idea nació de él, no sabe cómo, pero le vino la idea. Un él que existe, pero no sabe dónde está, cómo explicar o mostrar.
  Esa es la razón por la cual un pensante no debe empeñarse en saber de dónde viene, a donde va o que aspecto tiene, etc. Importante es, reconocerse por lo que hace o puede hacer.
  ¿Qué puede hacer un pensante? PENSAR. Tan sencillo como eso mi querido Watson.
  Aquel pensante que “sabe” que piensa, no tiene dificultades para empezar a recuperar el control de su actividad pensativa. Y si los tuviera, lo que cree “su saber” es un parecer, o resultado de lo que percibe.
  Calma… si hay dudas, te invito a revisar detalles, como; ¿aun crees que piensas con el cerebro, o el pensar sucede dentro de la cabeza? 
 Te entra la idea de cómo puede pensar un pensante si no necesita el cerebro o la mente para pensar. ¿Qué tipo de pensar es este?
  Si crees que es imposible pensar de otra manera que no sea como lo estás observando objetivamente, no puedes salir de la convicción de que se piensa dentro de la cabeza, y sin el cerebro un pensante no puede pensar.
  Aunque muchos creen en la espiritualidad o vida después de la muerte, y no sé si se han hecho la pregunta; ¿conque cerebro piensan los muertos?
  Como puedes ver, lo obvio por lo general termina siendo obviado. No hay algo más obvio para un pensante que sí mismo, sin embargo, termina obviándose, y lo que cree es real, es una realidad subjetiva.
  Y sucede tan a menudo que: “conócete a ti mismo”, “búscate”, “encuéntrate”, etc. son recomendaciones muy frecuentes.
  Quisiera saber que entiende una persona cuando le dicen: “busca dentro de ti”, “la verdad está en ti”, “el camino a la verdad es a través de ti”. Sería interesante oír las respuestas.
  Disculpen amigos, me estaba riendo al imaginar a alguien buscando la verdad dentro del pecho o la cabeza. Ya estoy serio.
  Bueno, parece que he creado un desorden o una confusión que no había. Si eso sucede, significa que te involucraste, esto siempre sucede cuando empiezas a reordenar las cosas. Calma y paciencia, sigue analizando, pensando. Peor es seguir creyendo que se está consciente sin estarlo.
  Continuaremos. Ha sido un grato placer. Buen provecho con tu saber. Nos vemos pensante.